Cambia el mapa mundial: los CIVETS sustituyen a los BRIC

Hasta ahora los mercados emergentes más pujantes a los que acudían muchas pymes españolas eran los denominados BRIC (Brasil, Rusia, India y China). Sin embargo el crecimiento de estos países ya no es lo que era y, aunque se mantiene atractivo, ya no lo es tanto para una gran cantidad de empresas que buscan nuevas zonas de desarrollo y que ya han puesto su mirada en otras siglas cada vez más conocidas, CIVETS, que agrupan a Colombia, Indonesia, Vietnam, Egipto, Turquía y Sudáfrica.

Durante los últimos años las economías de los BRIC han sido las principales impulsoras del crecimiento para muchas firmas. Sin embargo, ahora estos países están empezando a sufrir una inevitable ralentización de lo que un día fue un crecimiento desenfrenado. Y no son pocas las empresas que están trasladando su centro de gravedad a medida que buscan nuevas oportunidades de crecimiento en mercados emergentes y se expanden con el objetivo de convertirse en organizaciones de alcance verdaderamente internacional, según apuntan algunos expertos.

Todo ello está siendo acompañado también por otro fenómeno y es que en estos momentos es necesario operar en múltiples segmentos de la globalización. La antigua dualidad que consistía en pensar en los mercados como desarrollados o emergentes está dando paso a un entorno mucho más evolucionado en el que las empresas operan simultáneamente en decenas de países que se encuentran en fases de desarrollo muy diferentes, desde países plenamente desarrollados a países que están empezando a despuntar, pasando por muchos que se encuentran en un terreno intermedio.

Los nuevos países en los que los empresarios están ahora centrando su mirada ofrecen múltiples oportunidades para las pymes españolas. Por ejemplo, Colombia es uno de los territorios con más futuro para las franquicias españolas y que permite canalizar perfectamente la necesidad de las empresas españolas de acceder al mercado latinoamericano. El sector de la franquicia alcanza una facturación de 6.941 millones de dólares, más de 400 empresas operan ya en el país y se concentran en las ciudades más importantes: Bogotá, Cali y Medellín; los sectores más en auge son hostelería, retail y servicios.

En Indonesia, otro ejemplo de las oportunidades que tienen las empresas de nuestro país es la reciente exposición celebrada por parte de diseñadores españoles, que han mostrado sus creaciones. Bajo el lema de “Made In Spain, from Madrid to your home”, Metro Department Store, una de las mayores cadenas de minoristas en Indonesia, ofrece productos de diseñadores españoles en su principal tienda en Yakarta (Pacific Place).

En cuanto a Vietnam, este país tiene previsto ampliar su red de hospitales durante los próximos años y destinará sus nuevas instalaciones a la creación prioritaria de centros de oncología, cardiología, obstetricia y pediatría. Por otra parte, sus importaciones de productos lácteos han aumentado un 13%; y se está impulsando el Parque de Alta Tecnología de Ciudad Ho Chi Minh, que pretende atraer a empresas de sectores auxiliares.

En cuanto se despejen los problemas políticos y sociales, Egipto también tendrá que hacer frente a nuevos proyectos público-privados, sobre todo en el sector ferroviario, además de otras actuaciones que habían quedado pendientes. En Turquía las necesidades energéticas aumenta y ya han entrado en funcionamiento 100 nuevas plantas de energía, la mitad de las cuales hidroeléctricas; y el país se está planteando nuevas necesidades en el sector comercial. Y, finalmente, Sudáfrica también tiene necesidades energéticas, debe renovar los equipamientos del ejército de tierra y no le vendrían mal un buen número de ingenieros, profesionales de los que carece en estos momentos. Sin duda, todos estos países están ofreciendo nuevas oportunidades a las pymes españolas, ¿ha elegido ya el suyo?

Last modified: 06/08/2013