Entradas

redes_sociales

Nueve errores que no debe cometer en redes sociales

El social media marketing y las redes sociales

Más de 19 millones de españoles utilizan a diario las redes sociales. Además nuestros internautas están a la cabeza del mundo en cuanto al número de entornos sociales que visitan cada día, con 6,2. Mientras, nuestros vecinos europeos se conforman con 5,4 y la media mundial se queda en 4,8. Sirvan estos datos para reflejar la enorme importancia que tienen las redes para una empresa. De ahí que el social media marketing se haya convertido en una poderosa herramienta para aquellas pymes que pretendan conectar con sus clientes.

Hoy en día el plan de negocio de una empresa debe tener en cuenta las redes sociales. Es más, muchas marcas de éxito han levantado sus negocios a través del boca a boca que se originó en Facebook, Twitter, LinkedIn, Instagram o YouTube. Por el contrario, muchos emprendedores nunca han sido capaces de dar con la tecla para conectar con su público. Lo más probable es que ese empresario que no fue capaz de captar la atención del internauta cometiera alguno de los errores de marketing que detallamos a continuación y de los que todos los negocios que aspiran a ser rentables deben huir.

Diversificar los esfuerzos en las redes Sociales

En demasiadas ocasiones, los negocios, y más los que son por internet, tienden a utilizar demasiadas plataformas. Quizá una gran empresa con un inmenso equipo de marketing pueda permitirse el lujo de apostar por -además de las 5 citadas- Snapchat, Pinterest, FourSquare, SlideShare, Yelp, Flickr… Pero una pyme debe centrarse en dos o tres plataformas que se adapten a su negocio y a los intereses de sus clientes y convertirse en experto de las mismas.
Y es que el marketing en redes sociales requiere experiencia. Solo así se podrá destacar entre las 300 millones de fotos que se suben cada día a Facebook, o los 510.000 comentarios que se publican cada 60 segundos en la misma red social.

Olvidarse de los seguidores

Los seguidores son los que traen más seguidores. Ésta es una regla básica de las redes sociales. Con esta idea, olvidarte de ellos constituye un error de irreparables consecuencias. A los que nos siguen en entornos sociales hay que tratarlos como si clientes fueran. Por tanto, su interés e interactuación con nuestros contenidos debe ser recompensada, por ejemplo mediante un mensaje personal que puede incluir, o no, un regalo de agradecimiento.

Copiar a otros

Copiar tal cual la estrategia y contenidos de otra marca rival que esté teniendo éxito no es positivo para nuestro negocio. Las redes sociales están diseñadas para premiar el contenido nuevo y los usuarios lo prefieren. Por tanto, es preferible que diseñe su propia estrategia de marketing. Aunque se equivoque y haya que pulirla, es mejor que plagiar a otro.

No utilizar las estadísticas en las redes sociales

Nos guste o no las estadísticas son parte fundamental del social media marketing. Saber si un contenido es más o menos visitado por los seguidores nos da una idea de la estrategia que debe seguir la empresa para captar la atención del internauta. Por dicho motivo, ignorar lo que los números reflejan hace que sea muy complicado elaborar una estrategia correcta con la que mejorar el impacto de nuestros contenidos.

Desconocer a nuestro cliente

Si el emprendedor desconoce cómo es su cliente en las redes sociales y qué es lo que puede interesarle no será incapaz de desarrollar un marketing digital adecuado. Incluso podrá equivocarse a la hora de seleccionar las redes a las que dedicar sus esfuerzos.

No aprovechar el potencial del vídeo

El 60 por ciento de los expertos en redes sociales destaca que el vídeo es fundamental para incrementar el impacto de los contenidos. Su indudable atractivo para la audiencia hace ineludible la utilización a la hora de elevar el conocimiento de la marca en entornos sociales.

Considerar que la estrategia en todas las redes sociales es la misma

Cada red social es diferente y lo que funciona en una puede no hacerlo en otra. Hay que valorar que los internautas utilizan diversas redes para encontrar contenidos diversos. Si no, ¿para qué iban a tener en su smartphone las diferentes aplicaciones de las diversas redes?. Es evidente que si una empresa utiliza el mismo contenido en todas estas redes sin adaptarlo mínimamente a las mismas estará llevando a cabo una estrategia equivocada.

Crear un equipo demasiado amateur

Es habitual considerar que los más jóvenes son los mejor preparados para crear una estrategia adecuada de marketing en redes sociales. Este tipo de decisiones refleja que la firma no desarrolla una apuesta digital profesional. Muy al contrario, destacar en el mundo de internet exige de la elaboración de planes trabajados y concienzudamente medidos. Solo así se podrán tener posibilidades de éxito.

Centrarse exclusivamente en aumentar la cantidad de seguidores

Es cierto que un objetivo es lograr aumentar el número de seguidores de la empresa. Pero es conveniente no olvidar que, en el caso de las pymes, es preferible una pequeña y sólida base de fieles clientes que derrochar esfuerzos en captar seguidores momentáneos logrados a base de realizar publicaciones de pago. Un emprendedor debe valorar lo que le resulta más interesante para su negocio.

invertir_facebook

Invertir dinero en Facebook, ¿para qué?

invertir_facebookMuchas empresas de reciente creación gastan dinero que, en muchos casos, no tienen en promocionar sus publicaciones en redes sociales como Facebook. Pero, ¿es rentable esta inversión? Para responder a esta cuestión, nada mejor que fijarse en las cifras. Dedicar 100 euros en publicidad en una publicación colgada en la empresa de Mark Zuckerberg puede generar un alcance de unas 2.000 personas, unos 30 “me gusta” y alrededor de 10 clics. ¿Cubre nuestros objetivos? Seamos sinceros. La realidad es que el mundo digital se puede convertir en ocasiones en un pozo sin fondo. Y más si tenemos en cuenta que la propia Facebook nos da la opción de dar a conocer nuestro negocio de forma totalmente gratuita.

 

¿Dónde está el truco? Pues en popularizar la pyme utilizando para ello nuestro perfil personal en este entorno social. De esta forma, nos ahorramos el dinero y seguimos pudiendo acceder a la herramienta de marketing más poderosa del mundo. Y es que Facebook nos da acceso a 1.500 millones de usuarios. A pesar de ello, la mayoría de los emprendedores sigue utilizando su perfil para sus relaciones personales, olvidándose que también puede ser un activo para el negocio e imprescindible para acercarse a las nuevas generaciones. Desde aquí vamos a tratar de explicar cuáles son las claves para lograr que nuestra pyme se beneficie de nuestra página en Facebook.

 

Olvidarse de la privacidad

Como es lógico si queremos que el contenido que subamos sea conocido por la mayoría no se pueden poner palos en las ruedas. Así que es mejor siempre utilizar la opción de “público” para tener la posibilidad de acceder a un número más grande de contactos.

 

Olvide el amiguismo…

Nuestro perfil se va a convertir en una de las caras de la empresa. Por dicho motivo hay que ser profesional y tratar la página con seriedad. Aquí nunca deberán aparecer fotos de fiestas ni nada por el estilo. Es importante destacar la cultura de la empresa y los valores de la marca porque la idea es que, además de los amigos, las publicaciones sean visionadas por clientes, proveedores, colaboradores, rivales, etc.

 

…Pero sea social

Antes decíamos que había que tomarse este perfil con seriedad. Pero eso no quiere decir que dejemos de ser amigables. Como es normal, el objetivo es sumar contactos, por lo que hay que estar abierto y aceptar a cualquier persona que tenga que ver con el negocio o se mueva en el sector en el que opera nuestra compañía.

 

Nada de quejas

Los perfiles de Facebook están repletos de publicaciones en las que los protagonistas se quejan o protestan sobre cualquier asunto. De hecho, son los más numerosos y los que más se comparten. En nuestro caso, es conveniente olvidarse de estos temas. La gente no tiene que enterarse de las mil trabas que se superan todos los días para mantener el negocio a flote. Tampoco de los problemas que ha puesto la administración de turno. Aquí solo hay que promocionar la empresa, la marca y sus valores.

 

Tampoco política

Una empresa siempre debe mantenerse al margen de la política. Y su empresario, también. Nadie debe conocer cuáles son las tendencias ideológicas de un perfil si la función del mismo es la de promocionar un negocio.

 

Cuidar la imagen

A la hora de trabajar la imagen hay que tener en cuenta que el emprendedor es la cara de la compañía. Por eso, es necesario buscar una instantánea que represente el negocio. Ésta no tiene que ser demasiado elegante (algo que es más propio de Linkedin). Pero sí debe decir algo sobe el producto o servicio que ofrece la firma.

 

Vigilar las etiquetas

Poner etiquetas a otras personas con las que se ha coincidido mejora la visibilidad y aumenta los seguidores. Pero solo se debe hacer con los contactos que tienen algo que ver con lo que se ha publicado en el muro. De lo contrario, parecerá que el objetivo es llamar la atención.

 

Los “me gusta” valen su peso en oro

Aunque parezca algo menor, el número de likes es lo que utiliza Facebook para saber si un contenido interesa o no a los internautas. Así que no tenga inconveniente en apoyar lo que otros postean siempre que esté relacionado con su negocio. Esto incluye los comentarios. Si alguien se toma la molestia de escribir unas líneas sobre un asunto que hemos publicado se merece al menos que se le agradezca.

 

La clave: el contenido

Facebook puede esconder muchos trucos a la hora de difundir publicaciones, pero sin algo interesante que contar es imposible triunfar. El contenido sigue siendo el rey. Por este motivo, se debe cuidar hasta el más mínimo detalle. Un error es escribir posts que traten de vender nuestros productos o servicios. Es mucho más provechoso describir los beneficios de dichas referencias. En otras palabras: hay que venderse pero sin que se note demasiado.

 

Una imagen vale más que mil palabras

Las redes sociales son cada vez más visuales lo que obliga a cualquier editor a publicar siempre ayudándose de una imagen. De esa forma se atraerán más seguidores y se beneficiarán de la política de Facebook, que premia este tipo de contenido. Tampoco se puede olvidar que Instagram es una empresa de la propia Facebook, por lo que es bueno aprovechar ambas plataformas y compartir las instantáneas de la una a la otra. Así mejoraremos la difusión.

 

Ojo con el horario

El alcance de una publicación varía mucho según la hora en la que se cuelgue en la red. Lo mejor es realizar pruebas de ensayo y error hasta dar con el mejor horario para nuestros seguidores.

linkedin_estrategia

Cómo LinkedIn puede apoyar una estrategia de internacionalización

linkedin_estrategiaSi su empresa está en plena conquista de nuevos mercados, seguro que gran parte de sus esfuerzos está concentrada en desarrollar una estrategia de marketing a través de las redes sociales. La página de Facebook bien cargada de contenidos. La cuenta de Twitter distribuyéndolos a todas horas, hasta es probable que se haya apuntado a Instagram y Pinterest sobre todo si su negocio está muy centrado en productos.

Lo que tal vez tenga más descuidado es LinkedIn, total, ¿para qué si no está pensando en contratar? Si este es el pensamiento que tiene en la cabeza, le conviene desterrar esa idea cuanto antes.

Un estudio realizado por la web especializa Hubspot asegura que LinkedIn es un 277% más efectiva para generar lead que Facebook o Twitter. Entre otros motivos, esto se debe a que esta es la red social más profesional y en la que se pueden acotar los contactos por áreas de interés de forma más eficiente.

Existen muchas razones para que tanto profesionales como empresas estén en LikedIn. El primero es que no estar puede generar mucha desconfianza. En la era de la hiperinformación tras un primer contacto profesional ya sea en una feria, en un evento de networking o en cualquier otra situación es instintivo buscar en Internet referencias sobre el nuevo contacto.

LinkedIn tiene el arte de posicionar muy bien en Google, así que si la empresa no es muy grande y no invierte demasiado en SEO, con mucha seguridad la página de LinkedIn aparecerá mejor posicionada que la propia web de la empresa. Por supuesto, si lo que se busca es a uno de los directivos o a cualquier profesional de la compañía el buscador de buscadores también arrojará en primer lugar su perfil en esta red.

Por tanto, conviene tener esto muy presente y no ser cicatero a la hora de poner en funcionamiento, la página personal y también la página de empresa de su negocio, que huelga decirlo, tiene que ser obligatoriamente diferente a la suya personal.

Dado que en muchos casos la página de LinkedIn será la primera impresión que muchos socios tengan de su compañía apueste por dos básicos de gran ayuda: fotos de alta calidad que identifique su imagen de marca, sus productos o su sede, y acceso fácil a una forma de contacto directa.

LinkedIn también es una herramienta única para contactar con ejecutivos de alto nivel de aquellas zonas del planeta que estén entre sus objetivos comerciales. Eso sí, si quiere que sus primeros contactos den fruto trabájeselo antes y explique en las invitaciones los motivos por los que está interesado en contactar con esas personas. Sin duda, esta forma de acercamiento será mucho más efectiva que el escueto” Me gustaría añadirte a mi red de contactos”.

Pero ¡cuidado! no se apresure a enviar millones de invitaciones de este tipo, ni siquiera unas pocas. Tal vez sea mucho mejor trabajar antes su perfil como empresa en la red, de forma que cuando inicie esa campaña usted y su empresa sean mucho más atractivos. Esto es lo que los expertos en marketing llaman construirse una marca empresarial. Consiste en elegir el tema con el que más le interese posicionar su negocio y convertirse en una fuente de información de calidad o un analista o consultor de ese tema en cuestión.

Esto puede hacerse escribiendo post en la página de empresa, compartiendo contenido del blog de la compañía o artículos nuevos a través de Pulse (la nueva herramienta de contenidos de LinkedIn).

También cultiva mucho el perfil de expertos interactuar en grupos relacionados con el sector de actividad de interés para la compañía. Una actividad continuada en estos grupos hará mucho más fácil un contacto posterior que una invitación directa a puerta fría.

En la misma línea, si los profesionales con los que le interesa contactar no están en ningún grupo compartido tómese un tiempo en seguirles y tratar de interactuar con ellos en aquellas publicaciones que puedan realizar en LinkedIn.

Con una base de contenidos más o menos sólida, ya puede lanzarse a por sus contactos de interés. Si consigue que le acepten, LinkedIn puede convertirse en la delegación comercial internacional más barata de la historia. Puesto que tras esta primera toma de contacto se pueden establecer reuniones de trabajo a través de HangOut o Skype sin perder tiempo ni dinero en viajes y comitivas internacionales que nadie sabe cómo van a terminar.

seguridad_industrial

Aprende a incrementar la seguridad industrial de tu negocio

La principal preocupación de un emprendedor es lograr que el negocio sea rentable. Esto le obliga a centrarse en determinadas tareas y dejar de lado aquellas que considera menos importantes. Una de las áreas que suele caer en el saco del olvido es la de la seguridad informática. El motivo es simple: ninguna pyme se cree que tiene la importancia necesaria como para sufrir un ataque. Craso error. Nadie está a salvo de las ciberdelicuencia. Cualquier negocio, por muy insignificante que sea, está expuesto a recibir un asalto, que acabe con el robo de documentos y secretos importantes. A pesar de ello, dos tercios de las firmas que permiten, entre otras cosas, el teletrabajo no cuentan con protección alguna.

 

Un camino sin obstáculos es el que recorren muchos hackers a los que no les cuesta nada asaltar la web, la red social, o la nube de cualquier compañía. Para evitarlo, existen infinidad de métodos para incrementar la seguridad industrial de una compañía y protegerse de la violación de los datos. El más sencillo de todas, y que no obliga a pasar por caja en ningún momento, consiste en utilizar la doble verificación. Esta protección elimina el problema de las contraseñas únicas y expuestas, que suponen un hilo conductor para las violaciones de datos. Y es que una vez que un ladrón consigue una clave y accede a una cuenta, su compañía puede darse por acabada.

 

Gracias a la doble identificación, a un usuario no le basta con introducir una contraseña. Necesita llevar a cabo un segundo paso que consiste en escribir un código único que se envía al smartphone particular. También existe otro sistema basado en una aplicación que genera ese  número secreto extra. Este método le complica mucho la vida a cualquier hacker. El motivo es que esta segunda barrera cambia cada vez que se pretende iniciar una sesión nueva.

 

Pero, cuidado. Esta herramienta tampoco es infalible. Es más, existe malware (el más conocido es Hesperbot, que afecta especialmente a la banca) que es capaz de burlar este tipo de protecciones. Su método es engañar al usuario logrando que se descargue una aplicación falsa en lugar de la real, que es la que en algunos casos se utiliza para recibir la segunda verificación. A pesar de ello, no se puede negar que un emprendedor y su negocio estarán mucho mejor protegidos con esta capa adicional de seguridad.

 

Una de las grandes ventajas de la verificación al cuadrado es que está incluida en la mayoría de las aplicaciones que las pymes (y los particulares) suelen utilizar. Ponerlas en marcha en muy simple. Empecemos por las redes sociales.

 

Facebook, Twitter, Linkedin.
Para activarla en la red social creada por Mark Zuckerberg basta con pulsar en la flecha que indica hacia abajo de la parte superior derecha de la página. Luego ir a configuración  y hacer clic en seguridad. En el menú que se despliega se pueden configurar todos los detalles relacionados con la protección de la cuenta.

 

En Twitter, esta opción tampoco está muy escondida. Basta pulsar en la imagen que hayamos utilizado como perfil. A continuación se hace clic en configuración. Finalmente en el menú de la izquierda se pulsa sobre seguridad y privacidad. La primera opción que nos da – verificación de inicio de sesión– es la que hay que utilizar en caso de querer añadir un teléfono móvil donde se nos enviará el segundo código de activación. El método es parecido en Linkedin. Pulsar en el avatar, acudir a cuenta, entrar en gestionar configuración de seguridad y directamente se nos preguntará si queremos activar la verificación en dos pasos para el inicio de sesión.

 

Presencia digital de la empresa

En la actualidad, es casi imposible encontrar a algún internauta o empresa que no esté dado de alta en Google, Yahoo, Microsoft o Apple. Con una sola clave se accede a un amplio abanico de posibilidades, que incluyen cloud, correo electrónico, etc. Como no podía ser de otra forma, todas estas firmas incluyen la doble opción de seguridad para evitar el secuestro de archivos. El método es similar al de las redes sociales. Basta pinchar en los avatares o en los iconos de ajustes de la cuenta para acceder al apartado de seguridad desde donde se podrá activar la protección extra. Un caso especial es el de Google, cuyo sistema es muy sencillo pero exige acudir a la página   google.com/2step. Una vez allí se puede comenzar el proceso sin más complicaciones.

 

Métodos de pago como PayPal también la incluyen. Y lo mismo pasa con discos duros virtuales como Dropbox. En general, toda firmas de Internet medianamente importantes se ha tomado en serio el tema de proteger a sus clientes de la ciberdelincuencia. Los asaltantes no se detienen ante nada y buena muestra de ello fue un ataque contra el juego online World of Warcraft. Los hackers crearon una réplica exacta de la página en la que se descargaba el troyano.

 

A pesar de que no hay nada infalible, duplicar nuestra protección en Internet es fundamental para salvaguardar la seguridad industrial y los documentos de más valor. Como es de esperar, este método no es necesario seguirlo en toda nuestra presencia digital. Pero sí en aquellos lugares donde guardemos información importante. También es imprescindible duplicar las contraseñas en el caso de ser una pyme que apuesta por el teletrabajo. De esa forma se podrá conseguir ahorrar en oficinas y mantener alejados a los enemigos de lo ajeno.

mundo

Las claves para convertirse en un maestro del networking

En todo el mundo, pero especialmente en España, el mero hecho de conocer a la persona indicada abre multitud de puertas. Esta es una verdad irrefutable que todo emprendedor conoce. Por esta razón, todo lo relacionado con los nombres que componen cada agenda del teléfono o la base de datos del correo electrónico tienen una importancia capital a la hora de hacer negocios.

 

A estos aspectos se ha unido desde hace años las redes sociales. Los contactos en Linkedin, especialmente, también son importantes para el desarrollo de la empresa. Al arte de saber desarrollar una buena red se le llama networking, y es uno de los activos más valiosos que cualquier empresario puede tener. Pero, cuidado, para crear una base de contactos no basta con repartir tarjetas de visita a diestro y siniestro. La idea es lograr conexiones útiles y reales que ayuden a llevar a cabo iniciativas empresariales.

 

Por eso, desde este blog vamos a intentar dar las claves que se necesitan para construir una buena agenda. Los puntos básicos que hay que tener en cuenta para convertirse en un maestro de las relaciones profesionales.

– Abandone el sillón

Por muy buen emprendedor que se crea, lo normal es que la gente no acuda a su despacho a presentarse. Lo que tiene que hacer es levantarse, salir y darse a conocer. Acuda a eventos y contacte con la gente. Pero hágalo de forma directa, míreles a los ojos y muéstrese dispuesto a entablar conversaciones que vayan más allá de las formalidades habituales. Sea abierto y comparte su visión de la vida. Así podrá aprender de los demás.

– Dese a conocer

Todo el que tenga un mínimo interés en usted, querrá saber exactamente quién es. Por eso, preséntese de manera correcta y esté preparado para compartir su visión sobre los negocios con cualquiera que se muestre dispuesto en conocerla.

– Sepa escuchar

Muchas veces no hace falta hablar para entablar una relación profesional. Basta con saber escuchar y procesar la información que en el futuro pueda serle de utilidad.

– Busque un campo de interés común

Gran parte del éxito de una buena red de contactos radica en descubrir lo que a su interlocutor le puede interesar. Aunque esos temas se encuentren alejados de sus propias aficiones, debe hacer el esfuerzo por sacar esa conversación adelante, ya que será importante para mantener el contacto más adelante.

– Aporte valor añadido a la conversación

Una vez que sepa lo que a la gente le mueve a ponerse a hablar debe encontrar la manera de aportar interés a la conversación. Así logrará ganarse la simpatía y el respeto de sus interlocutores. Y mucho más si logra aportar algo que les haga pensar. Ese paso será clave para mejorar la red de networking.

– Debe tener memoria fotográfica

No hay nada peor que reencontrarse con una persona con la que ya se ha hecho el esfuerzo de entablar una relación y no acordarse de su nombre o de su cara. Eso es muy negativo, ya que la otra persona espera que, por lo menos, usted sea capaz de recordar. Por eso, y si tiene problemas para retener en la memoria caras o conversaciones ya realizadas, no dude en apuntarlas. Y es que sin una buena memoria cada reunión se convierte otra vez en la primera.

– No olvide hacer un seguimiento

Las personas tienen contactos con mucha gente a lo largo de un solo día. Su objetivo es distinguirse entre ese grupo. Y la mejor manera es hacerse recordar. La forma de lograrlo es a través de un seguimiento. Pero hay que ser sutil, un correo electrónico bastará para demostrar al resto que son importantes para usted.

– Ofrezca información

Uno no se convierte en un networker eficaz hasta que no es capaz de contribuir ofreciendo su ayuda a los demás. Nunca debe tener reparos en dar información o en regalar tiempo, energía o contactos a esa persona que puede serle de valor en el futuro.

Pida información

Tras la fase de ofrecerse a los demás, llega el momento de descubrir qué porcentaje de contactos es realmente interesante para usted. La única forma de averiguarlo es pidiendo ayuda y esperar a que alguien se muestre dispuesto a dársela. La amistad de esa persona habrá que mantenerla a lo largo de los años, ya que seguro que será fundamental en su aventura empresarial.

Sea agradecido

Quizá suene a manido pero el mero hecho de dar las gracias abre puertas. No sea tacaño y tenga siempre esa palabra presta para hacerla surgir en todo momento. Al utilizarla se ganará una buena imagen en su red, algo fundamental para convertirse en un maestro del networking.

SOCIAL MEDIA

Las claves para que las redes sociales ayuden a incrementar la facturación del negocio

SOCIAL MEDIAUn reciente estudio de la consultora Shareaholic se basó en la evaluación a más de 300.000 páginas webs de empresas. Su objetivo era ver qué porcentaje de visitantes de las mismas provenían de las redes sociales y cuál era el que el llegaba por otros caminos, como Google. A la conclusión a la que llegaron fue que un porcentaje de alrededor del 30% de tráfico con punto de partida en Facebook, Twitter y el resto de medios sociales era una buena media. Si se estaba por encima, las cosas se hacían muy bien en el site. Si, en cambio, la firma estaba muy lejos de ese 30% estábamos ante una señal inequívoca de que se necesitaban cambiar muchas cosas en la estrategia en redes.

 

Si usted está en este último grupo, seguro que le interesará esta serie de consejos diferentes a los habituales, que ofrecen los expertos para incrementar el volumen de visitantes sociales a nuestra web. Y si ya está por encima, pues quizá descubra algo que le ayude a mejorar todavía más. Sea como fuere, lo que está claro es que estos trucos le ayudarán a convertir al visitante social en una fuente de ingresos para su negocio.

 

– Cree tweets personalizados. La propia idiosincrasia de Twitter provoca que muchos tweets se pierdan y se olviden, ya que todos se parecen mucho entre ellos. Una forma de evitarlo es utilizando un formato definido en cada uno de sus mensajes. La mejor forma de conseguirlo es entrando en páginas que contienen símbolos que se pueden copiar y pegar en cada uno de los mensajes. Una de ellas es iEmoji,com. Pero existen muchas más. Es una forma diferente de llamar la atención.

– Haga mensajes más largos. La popularidad de redes sociales como Twitter ha llevado a muchos a creer que el resto de plataformas no son de interés. Eso es un error. Si Twitter, con sus 140 caracteres, no permite profundizar, acuda a otras como Google+ que estimula la conversación y permite comenzar la misma con un speech más largo.
– Aproveche los grupos de Facebook. En muchos casos, el alcance de Facebook no compensa el esfuerzo que requiere. Pero esto es una sensación que tienen muchos cuando trabajan con el típico perfil. Para tener éxito en una estrategia empresarial en Facebook es importante aprovechar la característica de crear grupos. De esa forma se segmentará la clientela y a cada uno de se le ofrecerá la información que quiere ver en su ordenador, o en sus dispositivos móviles.

– Inserte un botón de compra en Facebook. No sea tímido. Arriesgue y aproveche algunos mensajes para enlazar directamente a su tienda virtual y fomente así el tráfico y las posibilidades de aumentar ingresos.
Haga mercado enlazando las redes sociales. No se centre en una sola plataforma. Convierta a los fans de Facebook en seguidores de Twitter, o en contactos de Linkedin o Google+. Por eso, usted debe estar compartiendo información en todas las redes sociales, que puedan originar ingresos al negocio. Requiere tiempo, pero a la larga es beneficioso.
Alcance el corazón de sus seguidores. Si una empresa consigue atravesar la muralla del internauta y penetrar en sus emociones se habrá ganado un cliente para toda la vida. Por tanto, vuelva a arriesgar y hable de cuestiones que quizá no estén directamente entroncadas con su razón social pero que pueden interesar a la gente que mira activamente su perfil en las redes sociales.
Aproveche contenidos de sus clientes. Si tiene la suerte de encontrar un mensaje o una imagen en la que un cliente se identifica con la empresa, pida permiso y utilícelo. De esa forma contará al resto lo que su marca representa para algunas personas.
Arriesgue. Existe un refrán español que dice que el cementerio está lleno de valientes. Pues bien, eso puede estar muy bien para la vida real, pero en el mundo social, ir a lo seguro no sirve para nada. Por tanto, no se olvide de tomar algunos riesgos calculados en su apuesta por las redes sociales.

No se calle nunca. Si usted recibe una crítica de un usuario no se oculte. Salte a la pista y conteste a esa persona de la mejor forma posible. Será un forma de contar a todos que su empresa está compuesta por gente de carne y hueso, y no por robots.

Intente ser positivo. Puede que muchos contactos suyos estén enzarzados en una agria discusión sobre un tema de actualidad que les interesa. En ese caso, su empresa también debe participar pero tratando de dar el punto de vista positivo (siempre que sea posible) sobre el tema en cuestión.
Cuidado con los famosos. Para el 99% de los emprendedores que una celebrity hable en las redes sociales sobre los beneficios de los productos o servicios de su negocio es como acertar los seis números de la Lotería Primitiva. Pero no siempre es así. Por tanto, asegúrese que ese famoso concuerda y cae bien a sus clientes. Si piensa que puede ser polémico, obvie el comentario y no saque beneficio del mismo.

Cree un equipo. Parece de lógica, pero las redes sociales no pueden ser ese extra al que el emprendedor se dedica en sus escasos ratos libres. Para tener éxito en este campo hay que crear un equipo y darle unas directrices claras para atraer a los internautas y lograr que alguno compre.

mundosm

Marketing internacional y redes sociales. Encuentra la combinación perfecta

Siempre que hablamos de marketing internacional comenzamos por puntualizar un tema clave: no se puede reproducir la estrategia aplicada en España en el resto de países. Partiendo de esta premisa la situación se complica mucho más cuando abordamos el tratamiento internacional de las redes sociales.

Y es que, aunque cueste creerlo, Twitter, Facebook, Linkedin, etc a pesar de su importancia no tienen el mismo dominio ni la misma implantación en todos los países del mundo, a veces ni siquiera las mismas reglas de juego.

Por eso hay una serie de cautelas a la hora de elaborar el plan de exportación en el apartado de redes sociales.

 

La primera, descartar la presencia en redes sociales en aquellos países en los que no se tiene presencia física. Esta premisa está fuera de dudas cuando la actividad de la empresa y de sus prestaciones es física. Carece de sentido realizar un esfuerzo de marketing de cualquier tipo si luego, los clientes no tienen la capacidad de pasarse por la tienda a comprar o disfrutar de sus servicios de forma fácil y accesible. La decisión se complica algo más cuando quien debe tomarla es una empresa de comercio electrónico o que, aún prestando servicios, busca clientes en todo el mundo. Podría ser el caso de un resort de lujo, por ejemplo. En general, la recomendación de los expertos es que la presencia en redes sociales debe ser un complemento a la actividad física de la compañía y gestionarse desde el lugar en el que se van a prestar los servicios.

 

Estudiar las redes más potentes en el país que se quiere conquistar y calibrar esfuerzos es la segunda de las premisas del marketing internacional. Puede parecer una aberración no estar en Twitter. Pero si esa red social apenas tiene seguidores en China, por ejemplo, lo más sensato será descartarla y apostar por Weibo, el Twitter chino que siguen 400 millones de usuarios.

 

Generar contenido específico. Una vez seleccionadas las redes que mejor se adaptan a la estrategia de la compañía, hay que generar contenido específico. En más ocasiones de las deseables, se establece la creación de un único contenido para todos los idiomas de una red social. Se hace la traducción y se distribuye cada uno por el canal adecuado. Error. Cada país debe tener unos contenidos únicos o al menos, muy adaptados a la idiosincrasia local. Y eso sólo se consigue con una política: la gestión local.

 

Gestionar las redes de forma local. Tuitear o redactar un blog implica hacer referencias continuas a la realidad que viven los seguidores y si eso se hace desde otro país (aunque los editores, redactores, o gestores de las redes tengan el mismo idioma) se pierde sensibilidad. Para ello, es clave tener un equipo (puede ser externo) que gestione la redes en el país en el que se quiere hacer negocio. También ayuda buscar colaboradores de renombre locales. Una de las estrategias que da relevancia a un blog empresarial es invitar firmas de expertos de prestigio en el sector. Para que ésta sea efectiva los expertos deben ser conocidos en el país. Es casi imposible, y muy caro, contar con colaboradores de prestigio internacional, reconocidos en todos los países.

 

Redes sociales generalistas o específicas. Esta es otra de las grandes dudas que se plantean a la hora de abordar el marketing en redes sociales. Apostar solo por los canales o dedicar esfuerzos a las redes temáticas. La decisión depende sobre todo del presupuesto y de los recursos humanos disponibles. Si el presupuesto lo permite hay que optar por sacar todo el partido posible a las redes temáticas, verticales o específicas, según se les quiera denominar. A través de ellas es posible contactar con un perfil de público mucho más interesado en el producto de la compañía y, en general, mucho más activo que el que hay en las redes sociales generalistas. Además, en una red vertical implica conocer también la estrategia y actividad de empresas de la competencia y sobre todo, identificar a los infuencers. Es decir, identificar a aquellos perfiles de usuarios cuyas opiniones tienen especial repercusión en la red, y contactar personalmente con ellos para presentarles la compañía y sus productos o actividad. En la mayoría de los casos, esos ‘influencers’ también son activos en las redes sociales generalistas, pero en ellas es más difícil detectarlos.

 

Generar conversación. Sea vertical u horizontal y esté en el país que esté, hay un comportamiento clave para conseguir el éxito en las redes sociales: conversar e interactuar. De nada sirve lanzar y lanzar tuits o posts en un blog si no se busca la complicidad de los seguidores, ni se contesta a todas las interacciones directas. Un truco para empresas que quieren darse a conocer: Rastree las redes sociales y resuelva dudas que plantean los usurarios relacionadas con su sector. En poco tiempo será un personaje de referencia.

error

Los grandes errores de las pymes en redes sociales

Existe una gran diferencia entre estar en las redes sociales y sacar provecho de la presencia en las mismas. La mayoría de las empresas, principalmente las pymes, parece conformarse con tener un perfil en Twitter, Facebook o Linkedin donde poner unas cuantas informaciones sueltas. Pero, ¿realmente saca todo el provecho que podría de ese esfuerzo? ¿Está seguro de que lo que dice en esos perfiles le interesa a los internautas? ¿Alguien le lee?

Para responder a estas preguntas es necesario que las páginas de las compañías en medios sociales no cumplan cualquiera de estas señales que le mostramos a continuación y que indican, claramente, que algo se está haciendo mal en estos nuevos canales. Si su corporación coincide con alguna de ellas, mejor que pegue un volantazo a su estrategia en este campo si, de verdad, quiere obtener algo provechoso de su presencia en la red.

– Escasa actualización. El gran fallo de las empresas en las redes sociales es subir al principio bastante información para, posteriormente, olvidarse de actualizar el perfil. Eso es un gran error. Si no existe un hábito, y su sitio no cambia regularmente cada día (y lo mejor es que sea unas cuantas veces), los seguidores que tenga se cansarán de visitarle y le irán abandonando.

– No consigue aumentar su número de seguidores. Adquirir simpatizantes no es la manera perfecta de medir el éxito en medios sociales. Sin embargo, es el método más rápido que se tiene para hacerlo. Por tanto, si a pesar de sus esfuerzos no logra que ese volumen crezca, necesita cambiar la estrategia. Quizá el fallo esté en los posts, en las redes escogidas, el público al que se dirige… Búsquelo y trate de corregirlo.

– No participa, solo informa. Quizá suene a algo sabido pero a muchos se les olvida que en los medios de comunicación sociales prima la conversación. De ahí el nombre de sociales. Por tanto, el emprendedor que quiera obtener un rédito positivo de este campo no debe conformarse solo con transmitir su información, noticias o pensamiento, sino que debe contestar a los comentarios y promover el debate.

– Utiliza el perfil como un canal de ventas. No se le ocurra tratar de vender las excelencias de sus productos o servicios a través de sus perfiles en redes sociales sin añadir ningún otro contenido. Tampoco haga un marketing demasiado descarado. El contenido que el internauta busca en estos lugares está muy alejado del terreno comercial, acercándose mucho más a la información y al entretenimiento. Eso sí, si lo que usted vende responde a una pregunta que se le ha realizado a través del perfil aproveche ese momento.

– Automatiza un mismo comentario para todos sus perfiles. Los tipos de contenido que hay en Facebook son diferentes a los de Twitter y tienen poco que ver con los de Pinterest o Instagram o Linkedin o cualquier otra red social. Por tanto, si usted automatiza la edición y cuelga el mismo texto en todas las redes sociales pierde la oportunidad de conectar con los seguidores de cada una de ellas. Tampoco es muy aconsejable utilizar automatismos en general, ya que indican falta de interés.

– Redes sociales, ciudad sin ley. La buena imagen de la empresa se puede perder en un momento si no se establecen un conjunto de directrices básicas a la hora de controlar la presencia de la misma en las redes sociales. Así que redacte un documento en el que se especifique todo. Empezando por los responsables de actualizar, la frecuencia, el tipo de contenido y de imágenes, etc. Es la mejor manera de curarse en salud y esquivar los problemas.

– Obviar los mensajes ofensivos y críticos. Si alguien tiene presencia en redes sociales no es extraño que, en ocasiones, surjan comentarios negativos sobre la empresa o algún producto o servicio en concreto. Si cuando eso ocurre, usted se limita a no responder o, lo que es peor, a borrar el contenido ofensivo para sus intereses estará cayendo en el mayor error, y uno de los más habituales, de las corporaciones en los medios sociales. En estos casos, la estrategia a seguir es ofrecer una explicación sincera de lo que pudo haber ocurrido desde el punto de vista de la empresa y esperando que en el futuro no vuelva a pasar nada similar.

– Tarda en contestar. En estos canales prima la velocidad y si usted tiene una consulta a través de alguno de sus perfiles y no la contesta en unos 30 minutos empeorará los posibles beneficios. Eso es al menos lo que indican diversos estudios que analizan el comportamiento de los internautas.

seguidores

¿Cuántos y qué tipo de seguidores me conviene tener en Twitter?

Imagine que ahora vamos nosotros y le decimos que a su pyme no le conviene tener demasiados seguidores en las redes sociales. Lo más normal es que nos tildara de locos y anticuados. Pero la realidad es que en algunos casos es aconsejable ir a contracorriente. Al menos eso es lo que opina el experto en marketing online Scott Levy que, en su último libro Tweet Naked, nos enseña cómo elaborar una estrategia adecuada en los medios sociales, especialmente en Twitter.

Una de las principales conclusiones que se pueden extraer de la obra es que mientras que algunas empresas grandes, como Telefónica o Iberdrola tienen que tratar de contar con miles de seguidores en cualquier parte del mundo, los pequeños negocios no deben seguir la misma estrategia. El motivo principal es la imposibilidad de manejar semejante volumen de potenciales clientes. Para entenderlo, lo mejor es poner un ejemplo. Imaginemos un pequeño negocio, por ejemplo un spa, situado en un pueblo de Cáceres y que tiene capacidad para dar servicio a unas 50 personas a la semana. Para este tipo de pymes es mucho mejor contar con un selecto grupo de seguidores de su localidad o de las provincias cercanas, que contar con una masa de 100.000 personas en todo el mundo, que nunca sería capaz de acomodar en el local.

Para evitar este tipo de situaciones, cualquier emprendedor debe decidir si su estrategia a seguir en redes sociales debe ser local, nacional o contar con una marca de visibilidad mundial. Antes de llegar a una conclusión, quizá le convenga hacerse estas preguntas previas, que Levy expone en su libro:

¿Cuál es el alcance potencial de mi negocio? ¿Cuál es el que quiero lograr en el futuro?

¿De qué recursos dispongo para explotar mi imagen en las redes sociales? ¿Cuento con personal suficiente para atender las respuestas de los followers?

¿Qué tipo de producto ofrezco? No es lo  mismo tener una firma de software cuyo objetivo es alcanzar el mayor número de clientes posibles que fabricar muebles de gama alta. Para este último caso es mejor disponer de un selecto grupo de seguidores, que de una masa sin control.

Una vez claros nuestros objetivos en las redes sociales, ahora nos toca ponernos manos a la obra y conseguirlos. Para ayudar en esta ingente labor, que no consiste en escribir miles de tweets sin sentido, el experto nos da unas pautas básicas que todo emprendedor debería tener en cuenta a la hora de lanzarse a la aventura de Twitter:

De importancia al avatar y la bio. Twitter le permite incluir una fotografía y una breve descripción. Aproveche esa posibilidad para subir una buena imagen y una explicación clara de lo que hace. Tenga en cuenta que será lo primero que vean y lo que determinará si le siguen o no.

Utilice todas las redes que pueda. Aunque estamos hablando de Twitter, lo fundamental para su negocio es estar presentes en la mayoría de las redes sociales (Facebook, Pinterest, Linkedin…). Así que no lo dude, haga promociones cruzadas y consiga notoriedad.

Siga a sus followers más activos. Para un follower muy activo es un poco frustrarte que no se le devuelva el guiño. Así que no se olvide nunca de seguir a los que más interactúan con usted.

Incluya fotos. Pueden ser muy eficaces en sus tweets, ya que captan la atención del internauta. Pero debe asegurarse de que sean de buena calidad e interesantes para el público que espera captar.

– Establezca un horario. Es muy complicado estar todo el día pegado al móvil o al tablet subiendo tweets. Pero si es más sencillo incluirlo como una tarea diaria y así se obligará a prestar atención a las redes sociales a la misma hora de cada día.

– Revise lo que funciona. Quizá se está centrado en Twitter pero resulta que su perfil de Facebook se muestra más activo y capta a un mayor número de futuros clientes. Si eso ocurre céntrese en lo que funciona y destine menos recursos a la plataforma que va peor, ya que su público objetivo no está interesado en ella.

– Sea interesante. No basta con colgar tweets continuos de cualquier cosa. Es mejor escribir algo que tenga interés para usted, su negocio y sus seguidores que perder el tiempo. Para conseguirlo debe tratar cada tweet con la importancia que se merece.

youtube

Trucos para promocionar vídeos en YouTube

¿Sabe cuántas horas de vídeos de suben cada minuto a YouTube? Más de 100. Con este dato en la mente es lógico pensar que destacar entre tal cantidad de metraje resulta una tarea de lo más complicado para cualquiera, incluidas las grandes multinacionales. Muchas de ellas no saben qué hacer para que los internautas les presten atención. Y si eso les ocurre a corporaciones con grandes recursos, imagine la dificultad que entraña para una pyme. Para qué engañarse, lograr que la filmación realizada por un pequeño negocio sea seguida por alguien en YouTube es una labor digna de titanes. Pero eso no quiere decir que no se pueda conseguir.

Para tratar de limar un poco las enormes dificultades de la tarea y lograr que nuestro vídeo en YouTube sea interesante para un buen número de visitantes existen unos sencillos trucos, la mayoría gratuitos, que le darán el empujón necesario a nuestra grabación para que cumpla la función de ayudar a promocionar nuestros productos o servicios. Veámoslos:

– Utilice las herramientas que la plataforma propiedad de Google pone a su disposición para dar notoriedad al vídeo. Por ejemplo, piense un título detallado y preciso y sea claro a la hora de explicar la descripción de cada uno de sus vídeos. Las etiquetas o palabras claves también son fundamentales a la hora de lograr que el usuario lo encuentre cuando se decida a utilizar el buscador de YouTube.

– Utilice las llamadas dentro de sus vídeos para animar a la gente a comentar y compartir el vídeo.

Promocione su vídeo entre la gente que conoce, incluyendo a sus amigos de la vida real y familiares. Tampoco se olvide de los clientes más fieles. Seguro que entre todos lograrán que el número de visitas crezca.

– No se olvide de aprovecharse de las redes sociales y de su capacidad para movilizar masas. No descarte ninguna de las importantes – Facebook, Twitter, Linkedin o Pinterest – así como otros servicios que le puedan ayudar. Lógicamente si todavía no tiene perfil en alguna de estas redes, desarróllelo primero para luego poder colgar sus vídeos.

– Tampoco debe obviar el hecho de insertar el vídeo en su propia página web o en el blog de la empresa (OJO, lo que debe hacer es insertar el vídeo de YouTube, nunca subirlo nuevamente a su web). Lo mismo ocurre con el e-mail marketing, que para este trabajo también se presenta como una opción de lo más interesante.

– Sea su propio director de comunicación y utilice técnicas de relaciones públicas para ayudar a la difusión, como los comunicados de prensa, con el fin de generar una cobertura mediática gratuita para su filmación.

Colabore con otras empresas que ya utilizan YouTube de forma efectiva y que se dirigen al mismo público que usted, pero que no sean competencia directa (por ejemplo que esté en otra provincia aunque vendan el mismo producto). Esto le ayudará a captar la atención de los espectadores y abonados de la otra compañía.

Cree un canal de YouTube para todos sus vídeos y promociónelo en los catálogos de su empresa y en cualquier folleto o material de marketing, así como en la firma de los correos de los empleados, la web, el blog, etc. Junto al canal de YouTube, promocione el resto de sus canales sociales.

– Todos estos consejos que hemos visto hasta ahora son gratuitos. Pero quizá esté dispuesto a realizar una pequeña inversión para ser alguien importante en YouTube. Si ha llegado a ese punto y se lo puede permitir, considere la posibilidad de pagar por publicidad, ya sea en el propio YouTube, ya sea por palabras en Google, o incluso contratando a una empresa de marketing que le asesore para la mejor difusión de sus vídeos.

– Y, por último, aunque estamos hablando del truco más importante para conseguir que nuestro vídeo despierte la atención de los internautas, realice un buen producto. Por el mero hecho de querer tener vídeos en YouTube no piense que basta con rodar algo “rápido” y que no genere interés. Arriesgue y trate de despertar la atención con un producto de calidad. Y es que si ya es complicado destacar con un vídeo bueno en YouTube, imagine lo que le costará si lo que quiere promocionar no cumple unos mínimos.

contact

Aplicaciones gratuitas para manejar y mejorar tu red de contactos

Todo emprendedor que se precie de serlo debe tener una buena red de contactos con los que poder hablar y hacer negocios. Sin esa base, será mucho más complicado sacar adelante una empresa. En estos tiempos esa red ya no está anotada en una libreta sino que acompaña al interesado en el teléfono móvil, convirtiendo el aparato en una prolongación más de la persona.

Por fortuna, el auge de estos dispositivos ha venido acompañado de una infinidad de aplicaciones que nos ayudan a manejar esos contactos, que normalmente están distribuidos en diferentes lugares (contactos del teléfono, Facebook, Linkedin….), como un profesional. Es decir, nos ayudan a realizar networking. Y lo mejor de todo es que para conseguirlo no se necesita invertir ningún euro, ya que estamos ante soluciones gratuitas.

A continuación os vamos a mostrar tres sencillas aplicaciones gratuitas que pueden venir muy bien a cualquiera que pretenda manejar su red de contactos como un verdadero profesional.

Intro

Sus desarrolladores aseguran que se trata de la mejor manera de conocer y encontrar nuevos contactos para su negocio. Esta aplicación, alabada hasta por el New York Times, utiliza la red de contactos de Facebook y Linkedin para encontrar nuevas personas que compartan nuestros mismos intereses. Cuando las descubre, envía automáticamente una tarjeta de presentación que el destinatario puede aceptar o rechazar. Así que si estás buscando a alguien con una habilidad específica puedes permitir a Intro que haga ese trabajo y le mande una invitación. Otra característica de este programa es que permite localizar a personas interesadas que se encuentren ubicadas cerca de nuestro lugar de origen.

Esta aplicación está disponible por cero euros tanto para iphone (https://itunes.apple.com/us/app/intro-hyper-networking-groups/id479925051?mt=8) como para dispositivos android (https://play.google.com/store/apps/details?id=com.intro).

 

Brewster
El objetivo de esta aplicación es reunir todos los contactos de tu teléfono, la libreta de direcciones, el correo electrónico, Linkedin y Facebook y organizarlos de tal forma que se pueda encontrar fácilmente a todos los conocidos de un ámbito o un área determinada. Además, Brewster te ayudará a mantenerte en contacto con las personas que están en tu lista, ya que se puedes ver lo que hace cada una de ellas en las redes sociales. En definitiva, se trata de una libreta de direcciones inteligente que puede ser muy útil para los emprendedores.

Hasta el momento esta aplicación sólo está disponible de forma gratuita para iPhone (https://itunes.apple.com/us/app/brewster-address-book/id440979190?mt=8). Pero pronto también será accesible desde el mundo Android.

Bump
Hay ocasiones en las que solo existe un breve momento en el que se puede realizar un contacto. Piense en cualquier persona a punto de subirse a un avión y que conoce a alguien que puede ser interesante de cara a un futuro negocio. En esos escasos segundos es muy difícil intercambiar tarjetas (lo mismo ni la llevamos encima en ese momento). Para facilitar los contactos se creó Bump que es una aplicación que permite pasar a la otra persona toda la información que queramos transmitir. Para conseguirlo solo tenemos que chocar los dos dispositivos. A partir de ese momento, Bump hará magia y permitirá compartir información de tus contactos, fotos, vídeos y otro tipo de archivos, con solo chocar los dos teléfonos.

Esta aplicación está disponible tanto para dispositivos Apple (https://itunes.apple.com/app/bump/id305479724?mt=8), como para smartphones Android (https://play.google.com/store/apps/details?id=com.bumptech.bumpga).

olano

Exportar puede ser decisivo para crecer

Exportar es fundamental y puede convertirse en un requisito imprescindible para crecer. Por este motivo, hemos entrevistado a Rafa Olano, Responsable de Formación en Marketing Digital en el Programa Exportar para Crecer y director de LOFT & Co.

¿Qué herramientas ofrece internet para potenciar las exportaciones de una pyme?

Internet ofrece herramientas muy eficaces y semi-gratuitas para cada ciclo de vida de cliente. En captación, poner en marcha un plan de SEO facilitará captar nuevos clientes y negocio. En conversión, tanto la venta online como los mercados electrónicos potenciarán nuestro canal comercial internacional. Respecto a fidelización, las redes sociales profesionales (Linkedin, Twitter, YouTube, etc.) permitirán mantener el “top of mind” en nuestros clientes actuales y prospects.

¿En qué consiste la “Exportación 2.0” y qué elementos necesita una pyme para aprovecharse de ella con el máximo rendimiento?

La “Exportación 2.0” es una metodología de trabajo para el / la export manager que consiste en utilizar las herramientas descritas de forma combinada. Se trata de complementar y potenciar las herramientas tradicionales en exportación (ferias, misiones comerciales, prospección de nuevos mercados, etc.) con el entorno digital.

¿Cómo se puede crear un plan de marketing internacional digital?

Primero seleccionaremos los países a trabajar. No será lo mismo crear un plan de SEO en USA (donde Google manda) que en China (donde manda Baidu). En segundo lugar, definiremos nuestra segmentación de clientes. A nivel de redes sociales, si nuestro negocio es B2C trabajaremos en Facebook. Si es un B2B trabajaremos en Linkedin. A nivel de venta online, si es un B2C podremos plantearnos vender desde Facebook, mientras que si es un B2B, quizás la venta a través de marketplaces se adapta a nuestro tipo de producto o servicio.

¿Una vez puesto en marcha, ¿cómo habría que irlo actualizando a lo largo del tiempo?

“Somos lo que medimos” dice el refrán de las redes sociales. El profesional de marketing digital internacional deberá dominar las técnicas de analítica Web para poder corregir y mejorar su Plan de Acción Digital. Las variables a medir en Google Analytics son: número de visitas y páginas vistas, país de origen, palabra clave en la búsqueda, etc. A nivel de redes sociales mediremos número de seguidores, recomendaciones de nuestros post y artículos, etc. A nivel de venta online mediremos número de pedidos, usuarios registrados, “carritos abandonados”, etc. El objetivo es entender el ROI de todo este esfuerzo y conseguir una mejora continua

¿Recomendarías alguna herramienta dígital más para el exportador?

Existen tres herramientas gratuitas muy interesantes: 1) Google Global Market Finder, perfecta para prospección de mercados, y que indica que palabras clave sectoriales funcionan en una lista de 50 países; 2) eMarket Services: es un completísimo buscador de marketplaces, ordenado por países y sectores, y 3) MailChimp, una aplicación para email marketing muy intuitiva y semi-gratuita.

Rafa Olano es Responsable de Formación en Marketing Digital en el Programa Exportar para Crecer y director de LOFT & Co. Os invitamos a ver su videosesión “Exportación 2.0” como complemento a este artículo.