Entradas

tomate_español

Amazon y el ICEX dan un impulso de lujo a los alimentos españoles

 

Desde hace poco más de medio mes los usuarios de Amazon españoles, británicos y alemanes tiene una nueva pestaña cuando acceden a la plataforma de comercio electrónico: Alimentos y Vinos de España.

Ampliando fronteras

Un atractivo apartado en el que se muestran los mejores manjares de la alimentación española que es el resultado de un acuerdo firmado por la multinacional estadounidense y el Instituto Español de Comercio Exterior (ICEX)  y que pretende facilitar a las pymes españolas sus vías de internacionalización.

Alimentos y Vinos de España permite el posicionamiento de productos clásicos de la gastronomía española como el jamón, todo tipo de vinos, aceites, quesos y conservas. Como hemos explicado en este blog en alguna ocasión, el marketplace de Amazon es una herramienta muy útil para las pymes que quieren abrir negocio en otros países sin realizar una gran inversión.

Marca España reforzada en Amazon

Este nuevo marco además sirve para reforzar la marca España y dar más visibilidad a los productos más autóctonos. En el arranque de esta iniciativa han participado 170 empresas, entre ellas algunas de las marcas más representativas de lo que podría llamarse gastronomía Tipical Spanish, que ponen a disposición más de 1.500 productos. La secretaria de Estado de Comercio, Marisa Poncela, destacó en la presentación de esta iniciativa que “es una vía interesante de trabajo para el futuro, puesto que supone la incorporación de sectores tradicionales al comercio online, un canal de ventas adicional, que acerca a las pymes a mercados muy lejanos y que puede ser una línea de trabajo muy potente”, aseguró.

Pero esto es solo el principio, los productores que tengan productos capaces de ser considerados representativos de la gastronomía española puede ir sumándose a la iniciativa, de la misma forma que en el futuro está previsto que Amazon ponga  disposición este site en un mayor número de países.

Asesoramiento Internacional

El ICEX, por su parte, ya está ofreciendo asesoramiento a todas las empresas que quieran estar en esta tienda online tanto desde sus sedes en España como a través de las oficinas económicas y comerciales en el exterior.

Mientras que Amazon, según explicaron sus representantes en la presentación de la tienda online, ofrece dos modelos de participar. Por un lado, el área retail, donde se negocian bilateralmente las condiciones de venta. Y por otro lado, el marketplace en el que la empresa pagaría una comisión del 15% sobre el total facturado y 39 euros por tener la cuenta en todos los diferentes países.

Una buena ocasión para las PYMES

Los expertos de El Blog Salmón han analizado las consecuencias que puede tener esta iniciativa no solo para la marca España sino también paras pymes con vocación exportadora del sector alimentario. Aseguran que es una excelente “oportunidad de llegar directamente hasta los preciados consumidores británicos y alemanes que valoran especialmente la gastronomía española (junto con los franceses) por el intenso flujo turístico que mantienen hacia nuestro país.” El autor de este análisis también destaca la facilidad de uso de la plataforma de Amazon y la potente y puntera red logística que la compañía pone al servicio de las pymes.

Siendo conscientes de todos los beneficios que esta propuesta brinda a los exportadores españoles no está de más que las pymes interesadas se tomen un tiempo en analizar su estrategia.

Como ya comentamos anteriormente en este blog, no todo son alegrías para las pymes que participan en el marketplaces de Amazon. Por otro lado, tampoco le conviene a ninguna empresa confiar su política de exportación a un canal condicionado por las decisiones de terceros.

turkey

Claves para conseguir parte de los 128.000 millones de dólares que Turquía ha brindado a las empresas energéticas españolas

Si su negocio está relacionado con la energía y es exportador o está pensando serlo no puede dejar de escuchar la llamada que acaba de lanzar Turquía a las empresas españolas. El embajador de ese país en España, Ömer Önhon, el presidente de la Agencia para la Promoción y el Apoyo de las Inversiones en Turquía (ISPAT), Arda Ermut, y el presidente de la Autoridad reguladora del Mercado Energético en Turquía (EMRA), Mustafa Yilmaz comunicaron la semana pasada en Madrid que su Gobierno acaba de poner en marcha un proyecto de actualización de sus infraestructuras energéticas dotado con 128.0000 millones de dólares.

El anuncio se hizo en Madrid, en el marco de un encuentro organizado por la consultora EY debido a que las empresas españolas están consideradas como unas  de las mejor posicionadas para permitir al Gobierno turco responder a la creciente demanda energética detectada en su país. Sus previsiones apuntan a un aumento del 12% de la población para el mismo período, lo  que permitirá que la demanda eléctrica se sitúe entre los 415 y los 430TWh.

Según el plan anunciado, la idea de Turquía es atraer 33.000 millones de dólares para desarrollar proyectos de energía hidráulica. Otros 28.000 millones para la eólica y 21.000 millones más tanto para carbón como para energía nuclear. Otros 18.000 millones de dólares irán destinados a realizar trabajos de transmisión y distribución y los 7.000 millones restantes está previsto invertirlos en gas natural.

El atractivo de Turquía como economía emergente está fuera de dudas. Las previsiones oficiales pronostican un crecimiento económico acumulado del 63% hasta 2023. Además, el país estimula la entrada de capital extranjero vía incentivos fiscales con exenciones e incentivos para los inversores internacionales en las zonas de desarrollo tecnológico, en las industriales y en las de libre comercio. Entre esos estímulos están exenciones y reducciones en el impuesto de sociedades, exención del IVA, rebajas en las cotizaciones a la seguridad social y ventajas adicionales para las actividades de I+D+i.

Pero la historia de este emplazamiento histórico pesa mucho en su modo de vida y hacer negocios; no es como hacerlos en Europa. Tampoco hay que encasillarlo como un país árabe, porque esa no es su cultura y, además, les molesta ser considerados como tal.

Por eso, quienes decidan abordar el reto de optar a los nuevos proyectos energéticos turcos conviene que tengan en cuenta algunos consejos básicos de cómo hacer negocios en ese país:

La importancia de las relaciones personales. Nada será tan efectivo como cultivar la amistad con los posibles socios. El teléfono, el mail o las multiconferencias no tiene la misma efectividad para ellos. Antes de entrar en materia de negocios, los turcos se interesan por las relaciones personales de su futuro socio. Sí, incluso por sus hijos y su familia. Es parte de su cultura para elegir con quién hacen negocios y con quién no.

Los negocios en la mesa. Comparten con la cultura empresarial española que la mesa es un lugar idóneo para hacer negocios. Aperitivos, comidas, cenas… el nivel de la comida  suele ser proporcional al nivel de interés del turco por su negocio. Es decir, cuanto más sofisticada sea más cerca estará la firma del acuerdo.

Respetar el código de etiqueta. Los turcos son muy tradicionales en cuanto a las formas se refiere. Eso se demuestra también en la pulcritud con la que se presentan vestidos a las reuniones de negocios, y exigen un comportamiento recíproco por parte de los interlocutores. En las reuniones que puedan surgir para acceder a los contratos antes mencionados, ni se le ocurra optar por atuendos informales, no son bienvenidos ni en época de calor.

Un esfuerzo con su idioma será muy bienvenido. Como en el resto del mundo, en Turquía el idioma de los negocios es el inglés. Pero los turcos valoran muy positivamente que su interlocutor haga el esfuerzo de aprender algunas palabras en su idioma como saludos o alguna frase habitual. También convine ponerse al día en cuestiones básicas de la cultura turca, y sobre todo de los temas actualmente controvertidos como la cuestión curda. Los expertos en el país aconsejan a los empresarios evitar conversaciones de este tipo siempre que sea posible. Son temas escabrosos que pueden herir sensibilidades y arruinar cualquier negocio. Es como si hace 20 años llegara a España un americano comentado los problemas de ETA. No procede.

Condiciones por escrito. Este despliegue de buenas maneras no debe frenar la exigencia por su parte de solicitar por escrito todas las condiciones que afecten al negocio y a la futura gestión. En eso Turquía también es muy española. Así que todo lo que esté formalizado en papel no quedará luego a expensas de cualquier otra interpretación.

Un socio de confianza. Esta es casi una previsión obligatoria en cualquier proceso de exportación. Aplíquela también en esta ocasión. A nadie le extrañará en Turquía que pida estatutos certificados, acuerdos del consejo de administración que aprueben la transacción o documentos ante notario que ratifiquen sus acuerdos.

Sobre cómo hacer negocios en Turquía puede obtener más información en la página dedicada a este país de Santander Trade y en el ICEX.

icexnext

ICEX Next: asesoramiento de éxito para salir al exterior

Bien sea por necesidad, porque el mercado nacional se ha quedado pequeño, o bien porque entra de los planes de expansión de la empresa, muchas pymes ponen su punto de mira más allá de nuestras fronteras. Un deseo loable que muchas veces choca de frente con muchas dudas e, incluso, miedos ante lo desconocido.

Para allanar el camino y tapar esos baches, ICEX España Exportación e Inversiones dispone de un programa llamado ‘ICEX Next’ dirigido a aquellas pequeñas y medianas empresas que tengan entre ceja y ceja internacionalizar su negocio, o bien, consolidar su presencia en el exterior.

Seleccionamos aquellas que pueden tener salida en un determinado mercado”. Son palabras de Salvador Ruiz de Zuazu, jefe de sector del Departamento de Iniciación a la Exportación y Formación de ICEX, pronunciadas en el Salón Mi Empresa. Un evento en el que también estuvieron presente dos compañías que han dado este paso: Sociedad Geográfica de las Indias y Piedrafita.

“Si no tienes muy claro lo que quieres hacer, lo mejor es acudir a quienes saben. En la primera aproximación nos dijeron que enfrentáramos nuestros productos con los de otros”, señala César González, director comercial de Piedrafita. Ellos se leyeron las bases y vieron que podían encajar. ¿Cuáles son los requisitos que suelen pedir? Que la pyme cuente con un producto o servicio propio competitivo y que su cifra de exportación no supere el 30% de la facturación. “También que tenga una situación financiera que permita realizar la internacionalización”, acota Ruiz de Zuazu.

Una vez seleccionados, comienza el asesoramiento que consta de 30 horas obligatorias (se desarrolla un business plan por mercados entre otras acciones) y otras tantas opcionales. “El llamado asesor en destino viene tres veces al año a España. Visita a las empresas y ve físicamente si el interés es real y las posibilidades que tienen de entrar en el mercado elegido”, indica el representante de ICEX. En dicho país, ya de vuelta, contacta con tres o cuatro posibles socios comerciales, se entrevista con ellos, y favorece el contacto entre las partes.

“Hicimos una primera fase de consultoría donde vimos la posibilidad de apostar por uno o varios mercados. Luego contamos con un consultor en destino, que fue lo mejor de esta experiencia. Ahora estamos en Colombia y México, y estudiando entrar en Perú y Miami”, resalta Pablo Pascual Becares, director de Sociedad Geográfica de las Indias. Y añade: “El consultor nos dijo que la internacionalización tiene que estar compartida por todo el grupo. Si no, es muy difícil salir adelante”.

Junto al asesoramiento, también se ofrece apoyo económico para gastos de prospección, promoción exterior y contratación de personal para el departamento internacional. Dicho de otra manera, ICEX cofinancia el 50% de los gastos llevados a cabo por la empresa, siendo el máximo de 12.700 euros.

usa

Consigue hasta 50.000 euros para implantar tu negocio en Estados Unidos

¿Tiene un negocio en Estados Unidos? ¿Se está planteando expandir su empresa en el país de las barras y estrellas? Si es así, no debe dejar de prestar atención a una de las convocatorias más atractivas para ayudar a los exportadores a Estados Unidos. Se trata del “Plan ICEX Target USA”, englobado en el plan ICEX España Exportación e Inversiones. El pasado 22 de octubre el BOE dio el pistoletazo de salida a la convocatoria de 2014 que estará abierta hasta el próximo 21 de noviembre.

 

Como en años anteriores, esta línea de ayudas está a disposición de todas las pymes españolas, de cualquier sector de actividad, que cuenten con una filial en territorio estadounidense o participen con un mínimo del 50% del capital social en una empresa de ese país, o el mínimo que indique el Estado en que se realiza la actividad. En el caso de que haya varias empresas en el proyecto, la aportación conjunta de todas las de nacionalidad española también debe superar el 50%.

 

Además, hay un trato especial para aquellas compañías que, aun siendo españolas, hayan decidido desarrollar su actividad en territorio estadounidense directamente y no tengan filiales. En este caso, podrán solicitar ayudas siempre que pertenezcan a sectores “eminentemente tecnológicos”, según las palabras del propio BOE. A saber: biotecnología, nanotecnología, TIC’s, contenidos digitales y otros sectores de alto contenido tecnológico.

 

Cada proyecto empresarial puede aspirar a conseguir un total de 50.000 euros o el 50% de los gastos susceptibles de apoyo. Se consideran gastos subvencionables los realizados entre el 1 de enero y el 31 de diciembre de 2014. Y en algunos casos, también se podrán incluir los gastos de constitución o primer establecimiento de la filial siempre que se constituyera en los últimos cuatro meses de 2013.

 

Como es habitual en las convocatorias del ICEX, el margen para la duda es escaso. Ya que la convocatoria especifica con detalle, aquellos gastos que sí pueden ser objeto de subvención, y entre los que se encuentran:

 

– Gastos de constitución y primer establecimiento: estudio viabilidad, asesoramiento externos (jurídico, contable, financiero…) escrituras, licencias, permisos…

– Gastos de promoción: publicidad, acciones comerciales, participación en ferias…

– Gastos de defensa jurídica de la marca, patentes y homologación.

 

La solicitud de la ayuda debe ir acompañada de una memoria detallada de actividades en la que se expliquen y justifiquen todos los conceptos que buscan ser subvencionables. También será evaluable la estrategia de implantación en EEUU que tiene el negocio que opta a las ayudas. Así como la descripción del proyecto, sus fases de desarrollo.

 

Los 50.000 euros solo podrán conseguirlos las empresas que opten a las ayudas en dos convocatorias distintas. Ya que para el primer año hay fijado un tope de 30.000 euros por proyecto, o el 50% de la inversión.

En el caso de las empresas tecnológicas, el límite será de 15.000 euros, de hecho esa cuantía también es la inversión mínima que se exige a los proyectos de este tipo.

El resto, se completan con los gastos en los que se haya incurrido en el segundo año de actividad en tierras americanas.

 

Quienes se presenten por primera vez a estas ayudas, deben tener en cuenta que la puesta en marcha de su negocio en Estados Unidos no puede ser anterior al 1 de enero de 2014.

 

Para finalizar, conviene recordar la advertencia del BOE “la ayuda contemplada en este Plan es incompatible con cualquier otra ayuda otorgada por ICEX para los mismos conceptos de gasto.”

icex

Última llamada para acceder a las ayudas del plan ICEX Consolida

Mañana es el último día lectivo para que las pymes exportadoras puedan presentar la solicitud de ayudas al plan ICEX Consolida. Así lo indica su publicación en el BOE del pasado 3 de octubre, que estable un plazo de 30 días naturales para acceder a este plan de incentivos a la exportación dotado con dos millones de euros.

Este programa, tiene como objetivo apoyar los proyectos de internacionalización de las pymes españolas en mercados exteriores no habituales. Es decir, las empresas no podrán solicitar ayudas para los proyectos que se estén desarrollando en cualquier país de la Unión Europea, Noruega, Suiza y Estados Unidos.

Para todas las demás, se establece la posibilidad de una subvención económica que compense los gastos en los que se ha incurrido y que será de un máximo del  50% de los mismos, con un tope de 50.000 euros por beneficiario. Esta cantidad se amplía a 65.000 euros en el caso de que la empresa presente varios proyectos desarrollados en distintos países.

El principal requisito para acceder a las ayudas está en el límite de facturación, que no puede superar los 200.000 euros en ninguno de los tres ejercicios fiscales previos, ni tampoco en el actual. Además, la filial extranjera para la que solicitan las ayudas tiene que haberse constituido con posterioridad al 1 de enero de  2013, y la participación de la matriz española deber superar el 50% del capital.

Por otro lado, se considerarán subvencionables todos los gastos necesarios para la puesta en marcha del negocio. Desde estudios de viabilidad, consultoría, asesorías varias, gastos de constitución de la filial (escrituras, permisos administrativos, licencias, etc); certificaciones obligatorias. También se podrán incluir los gastos de promoción. Entendiendo como tales: las investigaciones de mercado, el material de difusión que incluye desde los catálogos en papel hasta la página web, pasando por los expositores de ferias o cualquier otra actividad de marketing y publicidad. Incluso, los posibles acuerdos de patrocinio comercial.

El último grupo de gastos subvencionables es el que se refiere a las cuantías invertidas en defensa jurídica de la marca, registros de patentes, homologaciones necesarias para ejercer la actividad internacional.

En general todos estos gastos deben haber sido realizados en el período comprendido entre el 1 de enero  y el 31 de diciembre de 2014. Aunque, la ley contempla excepciones para incluir gastos de constitución de 2013.

Según se explica en el pliego de convocatoria, los criterios que aplicará el ICEX para la concesión de las ayudas responderán a la calidad de proyecto (máximo 3 puntos); la viabilidad del mismo (permitirá conseguir hasta 5 puntos). Por el impacto se podrá obtener un punto más. Y si el país de implantación de la actividad está considerado como uno de los destinos prioritarios del plan de exportaciones español, también tendrá más facilidad de obtener la ayuda.

 

Los proyectos se pueden presentar presencialmente en la sede del ICEX de Madrid y por Internet. A continuación le dejamos una serie de enlaces de interés para acelerar el proceso de solicitud.

Impreso de solicitud

Programa ICEX CONSOLIDA en PDF completo

ANEXO I: DECLARACIONES RESPONSABLES Y AUTORIZACIONES

Procedimiento Justificación de Ayudas

Anexo al Procedimiento de Justificación de Ayudas

plan

Las claves del nuevo plan de Internacionalización

Apostar por la internacionalización se ha convertido en uno de los objetivos clave del Gobierno y así lo demuestra el texto del nuevo Plan de Internacionalización que aprobó el pasado viernes en Consejo de Ministros.  Se trata de una batería de 41 medidas que buscan incentivar el sector exterior desde todos los ángulos necesarios.  Los focos de trabajo están muy diversificados y van desde el incentivo para que empresas internacionales apuesten por invertir en España, hasta facilitar la financiación a los exportadores españoles, pasando por un amplio análisis de la situación e instituciones actuales para identificar debilidades y definir cómo abordarlas.

En lo que concierne a las empresas exportadoras, los principales beneficios llegarán del impulso a la financiación. En este sentido, una de las mediadas más novedosas es que se estrena la Línea FIEM-Facilidades UE, 50 millones de euros para cofinanciar proyectos internacionales con  fondos comunitarios. El Gobierno considera que el acceso de las empresas españolas a estas ayudas comunitarias ha estado subrepresentado y quiere impulsar que se pongan al nivel de sus competidores europeos.

Además, se potenciará la actividad del ICO como organismo financiador de empresas exportadoras y se acelera la puesta en marcha de instrumentos financieros que reduzcan la carga financiera de los proyectos internacionales como son las cédulas y bonos de internalización.

En un segundo nivel se sitúan las medidas encaminadas a potenciar las estrategias de internacionalización y comercialización empresarial. Para ello, se prevé que, ya en este mes de marzo, entre en funcionamiento la Ventana Global del ICEX. Se trata de un nuevo servicio que canalizará vía web la solución de todo tipo de dudas y gestiones que una empresa necesita realizar antes y durante sus  proyectos de internacionalización.  Estará habilitada para solucionar temas tan diversos como dudas fiscales, información sobre países, sobre potenciales clientes, etc.

Pero más allá de las ayudas individuales, el plan aprobado busca mejorar el entorno empresarial y las condiciones en las que es posible realizar esa actividad. Para ello, se pondrá en marcha un nuevo ‘Doing Business’ regional y un proceso para evaluar y mejorar la regulación en aras de la competitividad. También se establece un análisis anual del conjunto del sector público y privado con el que se pretende detectar y corregir los posibles fallos e ineficiencias.  En la misma línea, de buscar la máxima efectividad de los recursos dedicados a la exportación, se enmarca la idea de analizar la actual configuración de la red de oficinas económicas y comerciales españolas para ajustarla a las necesidades de las empresas españolas y aumentar la presencia en aquellos países donde se detecten más necesidades.

Pero no sólo de exportar quiere vivir este sector. También se establece en este plan un potente esfuerzo por potenciar España como destino de la inversión extranjera. Para ello, se trata de incentivar a las principales empresas de capital riesgo, business angels y  fondos internacionales  para que inviertan en empresas de tecnología españolas.  Al tiempo que facilitar  la posibilidad de que emprendedores internacionales elijan España como lugar de residencia para lanzar sus proyectos.

Finalmente, el plan contempla también una línea de apoyo a la formación y por ello se refuerzan las actividades a través del Centro de Estudios Económicos y Comerciales con el  desarrollo de una estrategia integral al servicio de la movilidad internacional de la universidad española.

euro

El ICEX habilita 350.000 euros en ayudas a pymes con proyectos en el exterior

Presentarse a una licitación no es fácil ni barato. Hay que dedicar personal para hacer las memorias, investigar en el proyecto, preparar la documentación. Si además la convocatoria es internacional todo se complica y encarece: traducciones, viajes.

La autoridades, conscientes de estas dificultades, quieren echar una mano a las pymes y, según se publicó en el BOE del viernes 31 de enero, ya están disponibles 350.000 euros para ayudar a las pymes que quieran acudir a licitaciones internacionales, especialmente para aquellos proyectos que impliquen un mayor componente de internacionalización. Las ayudas se canalizarán a través del Instituto de Comercio Exterior (ICEX), desde cuya web se puede acceder al formulario de solicitud.

En principio, el programa está destinado a pymes de ingeniería y consultoría aunque excepcionalmente pueden solicitarlo grandes empresas siempre que su proyecto demuestre una potente capacidad de arrastre de pymes que deberán ir identificadas e incluidas en la solicitud de la ayuda.

Por su parte, las pymes podrán solicitar la ayuda siempre que acudan a licitaciones internacionales oficialmente convocadas ya sean públicas o privadas, y que implique la propuesta de proyectos llave en mano, suministro de bienes de equipo a medida y asistencias técnicas ligadas a proyectos de inversión.

Cada empresa puede obtener un 30% de lo invertido en personal técnico interno, material, traducciones a idiomas que no sean inglés y francés, etc. Y también el 100% de los gastos de viajes que implique la preparación de la licitación. Eso sí, con un máximo de 30.000 euros por empresa y año. Cabe destacar que es posible solicitar dos ayudas por empresa cada año, y que la convocatoria está permanentemente abierta. Sólo es necesario presentar la solicitud 30 días antes de que finalice el plazo de la licitación.

No todos los sectores están admitidos.

Eso sí, no todos los sectores de actividad pueden optar a estas ayudas. En principio, sólo se aceptaran las licitaciones relacionadas con

– Infraestructuras del transporte, especialmente sector ferroviario, portuario y aeroportuario.

– Energía.

– Medio ambiente.

– Tecnologías de la Información y Comunicaciones.

Excepcionalmente se admitirán proyectos de otros sectores si se trata de proyectos o empresas incorporados al Programa ICEX Integra.

Prioridad para los emergentes.

Aunque en este apartado no hay exclusión geográfica, (es decir se pueden presentar licitaciones originarias de cualquier país del mundo) sí tendrán prioridad aquellas de procedan de países principalmente emergentes como: Argelia, Brasil, Países Cooperación del Golfo (Emiratos Árabes Unidos, Kuwait, Bahrein, Qatar, Arabia Saudí, Omán), China, Corea del Sur, EE.UU, India, Japón, Marruecos, México, Rusia, Turquía, Australia, Indonesia, Singapur y Sudáfrica.

mundo

Las 5 mejores webs internacionales para profesionales de la exportación

Informes de riesgo país, datos estadísticos, consejos sobre cómo comportarse… Todo el mundo sabe que la información necesaria para comenzar un negocio de exportación está en internet. Lo complicado, sobre todo cuando la inexperiencia manda, es discernir si esa información es de calidad o simples textos realizados para paracaidistas del SEO que sólo buscan acompañar a los anuncios publicitarios del resto de la página.

Si se trata de información de páginas españolas esa distinción es más fácil en la medida en que recurrimos al certificado de calidad que aportan algunas instituciones como es el caso del ICEX, que ofrece desde bases de datos de exportadores hasta la documentación básica para exportar, pasando por noticias y experiencias de otras compañías. Lo mismo ocurre con los directorios de las Cámaras de Comercio, unas instituciones que llevan años acompañando a las empresas españolas en sus objetivos de exportación y cuya valiosa información ya han testado muchos empresarios.

Pero todo se complica cuando la búsqueda supera las fronteras españolas. Más allá de las clásicas fuentes generalistas como la OCDE o el FMI, es muy complicado saber si el sitio donde el buscador de Google nos ha hecho aterrizar es de fiar o no. Por ello, desde Asesores de Pymes hemos rastreado la red de redes para identificar aquellas webs internacionales que de verdad suponen un valor añadido para realizar un adecuado plan de exportación.

1.- Comtrade Statistiscs

Esta es la web de estadísticas de comercio internacional que elabora Naciones Unidas. En ella se pueden encontrar toda la información relacionada con exportaciones e importaciones seleccionando el país y el producto en que se pueda estar interesado. Al ser un sitio destinado a profesionales la búsqueda requiere conocer el código arancelario del producto en cuestión.

2.- ¿ Qué necesitas saber sobre exportación ?

¿Cuánto hay que pagar por exportar a cada país? ¿Qué documentos se necesitan? Cuando se trata de negocios entre países de la Unión Europea ésta es la web más fiable para contestar a éstas y otras cuestiones relacionadas con la exportación. Pertenece a la Comisión Europea y según los expertos los apartados más útiles son el dedicado a los aranceles y el que ofrece información actualizada de modelos actualizados de los documentos necesarios para la importación y exportación.

3. Contratos internacionales

Cuando los negocios de exportación traspasan las fronteras de la Unión Europea, la web que linkamos en este punto puede ser útil para buscar modelos de todo tipo. En este momento ofrece 15 modelos internacionales de contratos en cuatro idiomas (español, inglés, francés y alemán) y algunos de ellos también están disponibles para China en versión bilingüe inglés-chino. Ofrece también memorándums de entendimiento y cartas de intención. Todos los documentos están en formato word.

4. Global Trade Alert

Hacer un plan de internacionalización y estar el día de la información internacional no suelen ser dos prácticas habituales en los equipos empresariales. Pero lo cierto es que lo que ocurre en el mundo puede dar al traste con el mejor de los proyectos de exportación. Para evitar sustos innecesarios esta página ofrece información en tiempo real sobre las medidas estatales que puedan afectar el comercio internacional. Problemas políticos, nuevas legislaciones, etc. Sin duda, una buena herramienta para estar al día.

5 Riesgo País de CESCE

Tal vez los informes de riesgo país puedan considerarse la commodity de la información sobre exportación. Hay webs privadas sobre el tema, e incluso organismos como la CIA tienen una interesante información al respecto. Pero si lo que busca es actualización no puede dejar de consultar las noticias internacionales de la web de CESCE. Allí encontrará la información más actualizada sobre los cambios que afectan al comercio exterior.

usa

Última llamada para solicitar las ayudas del plan ICEX Target USA

Si ha apostado en los últimos años por Estados Unidos como destino de la internacionalización de su empresa seguro que ya sabe que ha sido una buena iniciativa, pero ahora además la decisión puede salir redonda. Y es que el Instituto de Comercio Exterior (ICEX) ha decidido intensificar el apoyo a la presencia española en el país de las barras y estrellas con una interesante inyección de ayudas financieras.

La idea se enmarca en el denominado plan ICEX Target USA que se publicó en el Boletín Oficial del Estado el pasado 18 de noviembre y cuenta con un presupuesto de, nada menos, que un millón de euros con una cuantía máxima por empresa de 65.000 euros. Eso sí, el plazo para solicitar estas ayudas termina el próximo 9 de diciembre, así que no hay tiempo que perder para ponerse en contacto con este organismo de la administración española y solicitar las bases de este programa.

En principio, el plan está pensando para apoyar a todas las empresas españolas que hayan puesto en marcha una filial en EEUU desde el 1 de septiembre de 2012. También podrán solicitarlas aquellas que pese a no tener una filial propiamente dicha, hayan abierto negocio por otro tipo de vías como incubadoras, acuerdos científicos, alianzas, join ventures, etc. siempre que pertenezcan a los sectores que el ICEX considera como de alto contenido tecnológico; es decir: biotecnología, nanotecnología, TIC’s y similares.

La cuantía total de la ayuda por empresa está topada con 65.000  o un 35% del total de los gastos susceptibles de cobertura como son los previos a  la constitución del primer establecimiento en territorio estadounidense, la promoción de la empresa o el producto, la defensa jurídica de la marca o la homologación. Quienes se han embarcado en esta aventura saben de la dureza del proceso de internacionalización en ese país, de la que también nos

hemos hecho eco en más de una ocasión en este blog.

Por ello conviene dedicar un esfuerzo final a la presentación de esta solicitud ya que, según recoge el ICEX en su web los criterios de selección de los agraciados estarán condicionados por la calidad del proyecto presentado que se valorará en función de la memoria y la descripción del proyecto con la que se acompañe la solicitud.  Por supuesto, “se valorarán las características de las acciones para las que solicita el apoyo” asegura el pliego. En este sentido y dado que se refiere a una actividad pasada, los expertos aconsejan que la redacción tanto de la memoria como del proyecto pasen en algún momento por las manos de los responsables de marketing, ya que las empresas españolas adolecen en muchos casos de la habilidad adecuada para presentar de forma atractiva sus logros.

Otro de los puntos que los expertos del ICEX valorarán a la hora de definir los destinatarios de las ayudas serán la viabilidad del proyecto y el impacto del mismo en el mercado estadounidense  que además debe estar en línea con las enunciadas en el plan estratégico del organismo público.

ventanilla

La ventanilla única para la exportación, lista para su estreno

Antes de que termine el mes de noviembre estará en marcha la nueva ventanilla única para la exportación. Así lo ha comunicado el secretario de Estado de Comercio, Jaime García-Legaz en una entrevista concedida a la agencia de noticias Efe.

Tras más de  un año trabajando en su puesta en marcha en las próximas semanas exportar será un poco más fácil para los empresarios españoles. La nueva ventanilla única va a poner a su disposición en un único punto toda la información necesaria para su actividad fuera de España  que hasta ahora los interesados debían recabar recorriendo diversas administraciones y puntos de información.

El acceso a este punto centralizado de información estará disponible en cada una de las delegaciones territoriales del Instituto de Comercio Exterior (Icex). En ellas se podrá acceder a todos los recursos y ayudas para la internacionalización que facilitan tanto el propio Icex, como la Compañía Española de Financiación del Desarrollo (Cofides) y la Compañía Española de Seguros de Crédito a la Exportación (CESCE), dependientes todos ellos del Ministerio de Economía. Según García-Legaz con la implantación de esta plataforma electrónica unificada se va a conseguir un ahorro en la gestión de la información del 20%.

La demora en la puesta en funcionamiento de la misma se ha debido al proceso de consolidación de las estructuras dedicadas a la promoción internacional de las empresas. Así desde hace un año el Icex ha trabajado para integrar en su estructura de las actividades de Invest in Spain, la formación habitualmente impartida por la Fundación Ceco y la sociedad estatal España Expansión Exterior. El Gobierno todavía está trabajando para aunar a esta consolidación la labor de las Cámaras de Comercio.  Y como ya anunció el secretario de Estado hace unos meses la próxima Ley Básica de Cámaras de Comercio prevé la transformación del Consejo Superior de Cámaras en la Cámara de Comercio de España como órgano de representación y coordinación de todas las cámaras territoriales y como responsable de la ejecución del Plan Cameral de Internacionalización que quedará bajo la dirección del Ministerio de Economía y Competitividad.

No cabe duda de que el Gobierno está empeñado en facilitar la salida al exterior de las empresas españolas ya que a estas alturas nadie pone en duda que es el principal motor de la recuperación económica. Como García-Legaz recuerda en su entrevista a la agencia Efe, las empresas que exportan regularmente, es decir durante más de cuatro años sin interrupción se han incrementado en 4% desde el pasado año y superan ya las 11.000 pymes.  También resaltó como muy positivo la creciente diversificación de su actividad. Y es que en 2013 el 42% de las exportaciones españolas ya se hicieron fuera del marco de la Unión Europa. En este sentido, el Gobierno está trabajando para incentivar las relacionas con Singapur, Sudáfrica, Australia e Indonesia, destinos que considera con grandes perspectivas de crecimiento para el perfil de las empresas españolas.

 

 

 

El problema del crédito

A pesar de las buenas perspectivas que rodean a la actividad exportadora en España, se espera un crecimiento superior al 4% para este año, la situación podría ser mucho mejor si las pymes españolas no tuvieran tan complicado el acceso al crédito.

En este sentido el titular de Comercio ha reconocido que ante la “escasez de préstamos, todo crédito a la pyme es bienvenido. Ya sea través de una financiación directa del Banco Europeo de Inversiones (BEI) o con una línea o fondo de financiación bilateral con Alemania”.

Finalmente, García-Legaz ha querido recordar que en un futuro cercano también entrará en marcha el nuevo proyecto ICEX Integra, que pretende “multiplicar” el efecto arrastre de las grandes empresas españolas hacia las pequeñas, con el fin de ser subcontratadas.

export

Las ayudas públicas para el comercio exterior subirán un 13% en 2014

El comercio exterior se ha convertido en la niña bonita de los Presupuestos Generales del Estado. Y es que en un entorno de austeridad y recorte generalizado de gasto, las ayudas para impulsar la actividad de las empresas españolas en el exterior son una de las pocas partidas que puede presumir de contar con más fondos. Nada más y nada menos que un 12,93% más que en 2013, según ha explicado el secretario de Estado de Comercio, Jaime García Legaz.
El Gobierno es consciente de que la actual falta de acceso al crédito que padecen las pymes puede acabar con el motor de la salida de la crisis, las exportaciones. Por ello, ha decidido dedicar una buena partida económica para evitar que las pymes dejen de exportar por motivos económicos. Se quiere incentivar un sector, el exportador, que se ha convertido en la única alegría de la economía española. En 2012 las ventas al exterior de las empresas españolas crecieron un 3,8%; un incremento que sólo  fueron capaces de superar dos países en todo el mundo: China y Reino Unido.  Otro punto que el Gobierno considera muy positivo en las estadísticas de este sector es que está superando la tradicional tendencia a vender sólo a los países vecinos de la Unión Europea, y las exportaciones fuera de ese grupo crecieron un 13,7% en 2012, y la tendencia se mantiene alcista en lo que va de año.

Por organismos de canalización de ayudas, el más agraciado con la ‘generosidad’ de proyecto presupuestario de 2014 es el Fondo para Inversiones en el Exterior (FIEX), al que se le han asignado 25 millones de euros, un 66,67% más que el año anterior. El Fondo de Operaciones de Inversión en el Exterior de la Pequeña y Mediana Empresa (FONPYME) duplica su partida hasta los 10 millones. Mientras que se mantienen los 500 millones del Fondo para la Internacionalización de la Empresa (FIEM).

Más facilidades

Además de mayor cuantía económica, el Gobierno también tiene previsto flexibilizar el acceso a esas ayudas. Para ello ha diseñado unos nuevos límites para poder acceder a la financiación pública.  El mínimo para poder financiar proyectos públicos se reduce hasta los 75.000 euros, frente a los 250.000 necesarios hasta ahora. Además el ratio de cofinanciación de los proyectos financiados por Fiex podrá ser de hasta 70% de la cuantía total con un límite máximo, según las características del mismo, de entre 25 y 30 millones de euros. El secretario de Estado también explicó que se está haciendo un “gran esfuerzo” por simplificar la documentación exigida para tener acceso a las ayudas.

Organismos de exportación

Entre los proyectos de impulso a la exportación para 2014 también tienen un papel destacado CESCE e ICEX, los compañeros habituales en la internacionalización de las empresas españolas. Este último acaba de elaborar, junto con el Instituto de Comercio Exterior (ICO), una guía de servicios a la internacionalización. También se avanzará en afianzar las actividades de Ventanilla única de exportación y el Centro de Asesoramiento Unificado de Comercio Exterior para facilitar la gestión y reducir la burocracia de las empresas.

tapas

Finchef: 15 millones de euros a disposición de los restaurantes españoles que quieran internacionalizarse

Que la cocina profesional está de moda parece una afirmación indiscutible. No sólo por el exitazo de audiencias del programa de Televisión Española Máster Chef y todos los que ya se preparan para imitarlo, también porque fuera de nuestras fronteras la cocina española cada vez tiene más reconocimiento. Prueba de ello es que el Celler de Can Roca ha sido elegido como el mejor restaurante del mundo.

Para aprovechar esta tendencia, el ICEX y la Compañía Española de Financiación al desarrollo (Cofides)* se han unido para impulsar la internacionalización de un sector que tradicionalmente no se tenía en cuenta cuando se habla de exportación: el de la restauración.

Ambas entidades acaban de inaugurar la primera línea de ayudas a la internacionalización de la cocina española bautizada como Finchef y dotada con 15 millones de euros.

La idea es que Cofides colabore en la inversión inicial de la filial del restaurante español. Podrá financiar entre 75.000 euros y un millón por proyecto para cubrir hasta el 50% de los gastos que genera la puesta en marcha de un restaurante y en los que se incluirán gastos de estructura, sueldos y también gastos de promoción asumidos por la filial extranjera. Las ayudas podrían ser ampliables en función de las necesidades del negocio.

El sistema de ayudas está diseñado como préstamos de coinversión a las filiales extranjeras, según explicaron sus impulsores de la iniciativa en Saborea el arte que tuvo lugar durante la Feria Internacional de Arte Contemporáneo SUMMA. La remuneración estará ligada parcialmente a la evolución del proyecto con préstamos que se podrán firmar con la filial o directamente con la matriz Española. Tras la consolidación del negocio, Cofides se guarda la capacidad de decidir si participa en el capital de la filial extranjera con una inversión minoritaria y temporal en el accionariado pero sin intervención en la gestión de la empresa.

En la presentación de esta nueva línea de ayudas sus impulsores coincidieron en destacar que la internacionalización de las gastronomía española implica poner en marcha una nueva línea dentro de un sector, el agroalimentario, que en 2012 aportó el 15,57% del total de las exportaciones españolas, con un incremento del 9,2% respecto al año anterior.

El destino de las inversiones de Finchef no tiene ningún límite, por lo que dependerá de los estudios de negocio que puedan realizar los interesados. Aunque en general, Europa es el destino prioritario de las exportaciones agroalimentarias de bebidas y vinos, especialmente Francia, Alemania e Italia, destinos a los que  en 2012 se exportaron mercancías valoradas en 6.258, 4.137 y 3.971 millones de euros respectivamente. Fuera de la Unión, Estados Unidos es el país con mayor comercio bilateral, con un saldo de 1.097 millones en  2012.

*COFIDES es una sociedad público-privada que, desde hace 25 años, ofrece apoyo financiero a las inversiones de las empresas españolas en el exterior. Gestiona los fondos FIEX y FONPYME por cuenta de la Secretaría de Estado de Comercio, adscrita al Ministerio de Economía y Competitividad. En su accionariado también participan el Banco Bilbao Vizcaya Argentaria (BBVA), el Banco Santander y el Banco Sabadell. Además, es compañera de CESCE en el programa Exportar para crecer.