Entradas

exterior

ICEX Next el nuevo plan para facilitar la aventura exterior de las pymes

Con una economía en recesión y unas tasas de consumo en caída libre, está claro que la supervivencia de muchas pequeñas empresas pasa por salir al exterior. Pero la aventura no es sencilla. A la falta de financiación se suele unir el desconocimiento de los mercados exteriores, así como de la competencia que habrá en los países de destino. Para hacer más fácil todo el proceso de internacionalización y de exportación, el ICEX acaba de presentar ICEX Next. Se trata de un plan para potenciar la competitividad exterior de las empresas a través de la elaboración de estrategias a medida para cada mercado. Entre otras cosas, el programa, que se pondrá en funcionamiento de inmediato, ofrece una plataforma de asesoramiento y servicios muy flexibles que permiten cubrir las necesidades específicas de las empresas en función de sus actividades en el ámbito internacional.

ICEX Next también tiene el objetivo de incrementar y mejorar el apoyo a la iniciación y la consolidación de las pymes en su apuesta por los mercados internacionales, especialmente a través del coste que exige su salida al exterior, y de una ventanilla única. Durante el proceso de iniciación de la internacionalización, el organismo oficial apoyará a las empresas en el diseño de su estrategia internacional para aumentar su competitividad. Más tarde, en la fase de consolidación, en destino, facilitará la diversificación de su red comercial al definir su plan de negocio en un mercado en particular, poniendo a su disposición asesoramiento específico de tipo fiscal, legal, promocional y de inteligencia competitiva, entre otros factores.

Ayuda económica y formativa

El programa ICEX Next apoyará también la cofinanciación de los gastos de las empresas en la promoción de su actividad. El plan se pone en marcha con un coste máximo estimado de 25.100 euros por cada empresa que se promocione, de los que 12.700 euros serán aportados por el Instituto y los restantes 12.400 euros correrán a cargo de la empresa. La previsión es que la mayor parte de ese dinero (unos 20.000 euros por empresa) se destinen a los gastos de promoción exterior y la contratación de personal especializado para los departamentos de internacionalización que esas empresas pueden poner en marcha.

Por otro lado, cada empresa contará con un cupo de 60 horas de asesoramiento personalizado (la mitad serán de carácter obligatorio y la otra mitad opcionales) prestado por expertos en los distintos ámbitos de la internacionalización y la competitividad exterior.

Según el ICEX, se trata de un programa abierto y flexible, adaptado a las necesidades de las pymes, al que las empresas se pueden incorporar dependiendo del grado de internacionalización que hayan alcanzado y las características de su negocio. De esta manera se conjuga flexibilidad y asesoramiento sin que se obligue a la empresa a realizar una inversión inicial mínima.

Por último, el programa incluye también un consejo de orientación estratégica, que permitirá que grandes multinacionales españolas presten su experiencia a las pymes y sirvan de ariete para la internacionalización de los emprendedores. Algunas de estas empresas serán Telefónica, Santander, BBVA, Inditex, Barceló, Iberdrola, Repsol, Acciona y Mapfre.