¿Qué es el CRM? (y 5 herramientas para usarlo)

La base de un negocio reside en los clientes y en la clase de interacciones que la empresa establece con ellos: conectamos con gente que necesita nuestros productos, y dichas conexiones se vuelven más complejas a medida que nuestro negocio crece. De la simple compra-venta pasamos a la necesidad de comprender qué factores pueden ayudarnos a predecir la recompra o la deserción de un cliente. Y la información que manejamos sobre transacciones y reuniones debe estar centralizada y accesible a varios miembros del equipo. Ahí es donde entra el CRM.

 

El  CRM o “Customer Relationship Management” podría traducirse en castellano como “Gestión de relaciones con los clientes” y consiste en una combinación de plataforma tecnológica y metodología que permite a las empresas manejar la relación con sus clientes, así como la información vinculada a los mismos.

 

Una plataforma de software CRM nos permite unificar la gestión de cuentas, contactos, ventas, comunicados y otros datos sobre nuestros clientes (tanto actuales como potenciales). Desde hace un tiempo, dichos datos se alojan en la nube, lo que facilita su acceso por múltiples usuarios y su actualización en tiempo real. Las grandes compañías hacen uso de potentes plataformas de software para poder gestionar de forma eficiente sus campañas de marketing y aumentar las ventas, pues son conscientes de la utilidad de estas herramientas para escuchar al cliente: conociendo su ciclo de compra y los canales a través de los cuales responde y participa, logran hacerse una idea de sus hábitos, adecuar a sus necesidades particulares los productos y promociones que ofrecen y, en última instancia, fidelizarlos.

 

Pero… ¿y las PYMES? Pues muchas no apuestan por el uso de herramientas de CRM por mero desconocimiento de la utilidad que tiene el recabar datos de sus clientes para su posterior uso a la hora de diseñar estrategias de venta, promoción, análisis, etc. Y en otros casos, renuncian a ello en la creencia de que dotarse de una plataforma CRM está más allá de sus posibilidades presupuestarias y/o técnicas. Pero lo cierto es que no hace falta realizar grandes desembolsos para adquirir un software, en muchos casos, sobredimensionado. Existen alternativas gratuitas que, por sus prestaciones y su fácil uso, aportan todo lo que puede necesitar una PYME:

 

Zoho CRM: Plataforma web que permite mejorar el seguimiento de contactos y clientes potenciales, aportando además una visión de 360º de todo el proceso comercial. La versión gratuita está limitada a 3 usuarios.

 

SumaCRM: Un CRM de origen español, sencillo y para pymes. Incluye versión gratuita.

 

Karma CRM: Aplicación web que permite a autónomos y pequeñas empresas crear ofertas y enviar propuestas a cualquier contacto, al tiempo que mide los resultados de todo tipo de campaña de marketing realizada desde este software. Entre las diversas opciones de uso, cuenta con una versión gratuita limitada a 2 usuarios.

 

Insightly: Este software combina el CRM con la funcionalidad de gestión de proyectos y la integración con redes sociales e e-mail marketing. Plan gratuito indefinido para 2.500 registros con 3 usuarios.

 

WP-CRM: Al contrario que los anteriores, WP-CRM no es un software propiamente dicho sino un plugin para el sistema de gestión de contenidos WordPress, el más usado de Internet a la hora de diseñar webs dinámicas, lo que facilita la integración del CRM con nuestro portal corporativo. Muy útil, por ejemplo, para dar servicio a nuestros clientes a través de formularios web. Su modelo de negocio es freemium: funciones básicas gratuitas, y complementos de pago.

Last modified: 05/10/2017