Los errores más graves que comenten ahora los emprendedores

emprendedores

Una de las graves equivocaciones que condenaba a los nuevos negocios hace pocos años siempre, o al menos en un porcentaje demasiado elevado, estaba relacionada con la financiación. La idea y el modelo de negocio en sí tenía posibilidades. Pero la falta de dinero y los problemas para conseguir nuevo capital solía impactar de forma grave en las empresas y emprendedores.

Por fortuna, la recuperación económica ha permitido una reapertura a medias del grifo bancario. Esta circunstancia unida a la aparición de figuras como los business angelsy la llegada de la financiación alternativa (crowdfunding,crowdlending…), facilita la obtención de recursos.

Esto es al menos lo que se refleja en el último Índice Global de Emprendimiento 2018, donde también se destaca que los errores que con mayor asiduidad condenan a los emprendedores en la actuales vuelven a estar relacionados con la concepción inicial del negociomás que con la financiación. En concreto, el documento considera que los emprendedores deberían evitar caer en los siguientes errores que, acostumbran, a condenar en la actualidad a pymes y autónomos.

5 graves errores que debe de evitar todo emprendedor

 

Falta de compromiso

Emprender un negocio con la única idea de ganar más dinero suele conducirlo al fracaso absoluto. En cambio, aquellos emprendedores que inician una aventura empresarial porque consideran que disponen de un producto o servicio capaz de facilitar la vida a los demás normalmente sobreviven. Por lo tanto, es imprescindible que un emprendedor esté comprometido con su sueño real. Gracia a ello estará dispuesto a hacer sacrificios y a esforzarse hasta el final con tal de superar los múltiples obstáculos que siempre aparecen en los primeros años de vida de cualquier empresa.

Priorizar el plan de negocio

En los últimos años, las incubadoras están inculcando en los nuevos empresarios la importancia de disponer de un plan de negocioalcanzable. Eso está muy bien. El problema es que están generando que el emprendedor se olvide del modelo de negocio, que siempre debe ir antes que el plan, que incluye los objetivos a conseguir a corto o medio plazo. Es imprescindible que antes de todo se diseñe un modelo capaz de integrar todas las partes del negocio y que sea capaz de predecir que la resta de ventas y costes salga positiva. Sin este aspecto totalmente detallado, lanzarse a formular un plan de negocio es absurdo y constituye un grave error que los emprendedores de ahora deben tratar de evitar.

 

5_errores_emprendedores

 

Olvidarse de las ventas

Al inicio de toda aventura empresarial, los responsables suelen realizar múltiples esfuerzos en el producto o el servicio que quieren poner en el mercado. Pero olvidan que lo que realmente importa en una empresa son la ventas. De esa forma, se suele cometer el error de poner una referencia perfectamente diseñada y producida pero que no interesa al consumidor. Para evitar caer en este fallo, el empresario debe poner el foco siempre en las ventas. Es decir debe comportarse siempre como un vendedor más que como un operador o un fabricante.

Solo así será posible que la empresa sea capaz de poner en el mercado el producto más adecuado al precio correcto y en el momento mas oportuno. De lo contrario, cometerán graves errores como adelantarse a las necesidades de la sociedad, lo que condena a muchas empresas. Léase el caso de Nokia, que se equivocó de tiempo al esconder en el baúl de los recuerdos la tecnología táctil pensando que la sociedad no estaba preparada. La irrupción de Apple con el iPhonedemostró la grave equivocación que la firma finlandesa cometió.

Con esta idea de enfocarse en las ventas, los estudios de mercado suelen ser una ayuda imprescindible.

Utilización de dinero

A la hora de gestionar un negocio, se suele cometer el error de prestar poca atención a la tesorería. Tener poco efectivo en caja impide hacer frente a gastos no esperados,lo que genera una inusitada incertidumbre sobre la viabilidad de la compañía. Una forma de evitarlo es reinvertir cualquier beneficio que pueda obtenerse  en el negocio. Así se reducen las posibilidades de que la fata de cashcondene a la compañía.

Claridad de ideas

La vida de un negocio se podría dividir en dos grandes bloques: la idea y el negocio. La primera abarca todo aquel tiempo en el que el aspecto filosófico del modelo de negocio predomina. La segunda es cuando la implementación de esa concepción de empresa que se ha discutido en la primera parte se pone en marcha.

El problema es que algunos emprendedores no saben terminar con el aspecto filosófico de un producto o servicio y se olvidan de que lo importante es hacer realidad las ideas y ser capaces de ponerlas en el mercado. Perder el tiempo dando vueltas a un mismo concepto que ya está perfectamente diseñado, no sirve para nada. Muy al contrario postergar el periodo de implementación suele conllevar la pérdida de la oportunidad, lo que dificulta en demasía la obtención de ingresos.

En definitiva…

Siguiendo esta guía será mucho más sencillo evitar caer en errores que, de nuevo, vuelven a estar de actualidad en las pymes y con los autónomos.

Last modified: 07/09/2018