Las 5 claves del éxito de una campaña de marketing móvil

“¿Te has comprado ya la tableta?”, “¿Cuándo cambiarás de smartphone?”. No son conversaciones entre altos ejecutivos, sino entre jóvenes un sábado por la tarde a la puerta de cualquier centro comercial. La proliferación de estos aparatos, unido a la generalización de tarifas planas de internet, ha hecho posible el milagro: más de nueve millones de españoles utilizan ya su móvil para conectarse a la red, es decir, una cuarta parte del total de usuarios.

Las empresas no pueden mantenerse ajenas a este fenómeno. Al contrario, deben ser cada vez más activas para aprovechar las grandes ventajas que ofrece. Esta revolución ‘online’ está generando un nuevo modelo de comunicación que requiere adaptar los formatos y mensajes publicitarios para poder conectar con su público objetivo y obtener el máximo rendimiento.

Ante este nuevo panorama, Madvertise, una compañía especializada en formatos de publicidad para dispositivos móviles, nos explica los principales aspectos que hay que tener en cuenta para llevar a cabo con éxito una campaña de marketing móvil.

1. Segmentar bien el target

Como hemos señalado, el acceso a internet a través del móvil ya no es una cuestión de ejecutivos o profesionales, sino que se ha convertido en un canal que cuenta con un público cada vez más heterogéneo, donde los jóvenes ocupan un lugar cada vez más importante. De hecho, según los últimos datos de Nielsen Online, uno de cada cinco consumidores tiene entre 15 y 24 años. Por eso, la primera regla es segmentar la campaña para asegurar que el impacto llegue al target adecuado y, así, aumentar la efectividad.

Esta segmentación puede realizarse en función de criterios como la edad, el sexo o el tipo de dispositivo utilizado, pero también según el día de la semana, la hora de difusión del anuncio o el lugar donde se encuentre el usuario (centro comercial, concierto, playa, etc.). Según Madvertise, los smartphones “echan humo” entre las 18 y las 20 horas, robando protagonismo a la pequeña pantalla, hasta ahora el rey indiscutible de los canales.

2. Personalizar los mensajes

La interactividad es un elemento fundamental en cualquier acción que realicemos. Y la publicidad móvil se caracteriza, precisamente, por tener un nivel de interactividad mucho mayor que los soportes tradicionales y por requerir enfoques mucho más personalizados, menos masivos. Por eso, no sirve el mismo formato para dar a conocer una aplicación que para promocionar un producto o servicio.

Soluciones como la geolocalización para ofrecer anuncios adaptados a la ubicación del usuario móvil, bonos descuento o herramientas específicas para destacar una app de entre las 400.000 que integran Apple Store son sólo algunas de las posibilidades para conseguir el máximo ratio de respuesta.

3. Adaptar los contenidos al tipo de móvil

La compatibilidad también es una cuestión básica para que nuestra campaña tenga éxito. Los contenidos lanzados deberán ser compatibles con todas las plataformas móviles, creando landing pages específicas para cada dispositivo si es preciso y evitando, así, perder la oportunidad de captar a posibles consumidores únicamente por el mero hecho de no haber podido abrir los mensajes.

4. Realizar un seguimiento en tiempo real

El entorno ‘online’ tiene muchas ventajas. Una de ellas es que permite, al contrario que el resto de soportes, medir la efectividad de la estrategia en tiempo real para poder rectificarla si el impacto no está siendo el esperado. Madvertise advierte de que no hay que caer en el error de quedarse a la espera de resultados una vez finalizada la campaña, sino monitorizar la acogida de los anuncios día a día a través de parámetros como las impresiones, los clics, etc. Ello permitirá realizar adaptaciones, si es preciso, como cambiar el formato o añadir un mensaje interactivo.

5. Dominar las redes sociales

La información es poder. Y, como en toda buena campaña, será necesario conocer las preferencias, necesidades y puntos débiles del público objetivo para acertar y conseguir los resultados esperados. Pero esto no será difícil, porque los blogs y las redes sociales son, hoy en día, un termómetro muy fiable para saber cómo llegar al consumidor final por su poder de prescripción. La enorme influencia que tienen sobre los usuarios potenciales los comentarios vertidos en un foro o blog hacen que estar presente y cuidar la reputación de la marca en espacios como Twitter o Facebook supongan buena parte del éxito.

Last modified: 27/10/2011