La realidad de las exportaciones españolas en Latinoamérica

2761324655_4b8d4a7bfb_oCada año, y ya van nueve, el IE Business School pregunta a las empresas españolas sobre la marcha de sus inversiones en Iberoamérica. Se trata, por tanto, de una de las mejores herramientas que existen para descubrir la realidad de las exportaciones españolas en el continente. La conclusión más interesante del estudio es que, aunque varias potencias de la zona viven inmersas en una crisis de imprevisibles consecuencias, el 77% de las compañías nacionales allí presentes piensan aumentar sus cifras de inversión en 2016.

Es decir: Latinoamérica seguirá siendo el destino favorito de los empresarios españoles fuera de la UE. Esta afirmación demuestra que da igual que el FMI asegure que la economía de la zona se ha contraído un 0,3% en el pasado 2015, el continente no ha perdido sus encantos.

A pesar de ello, es necesario reconocer que las cosas no son fáciles para los allí presentes. La desaceleración de la economía china ha llevado a que los precios de las materias primas caigan en picado. Eso, unido al cambio de política monetaria de Estados Unidos, ha afectado a toda la zona. Además, los propios problemas internos de países como Brasil, Argentina o Venezuela no hacen más que sumar más problemas a un territorio que hasta hace poco era capaz de crecer con tasas superiores al 3% y al 4% al año.

Ventajas

Pero, como decíamos antes, nada parece frenar las expectativas de los empresarios y emprendedores españoles en el Nuevo Mundo, que no dudan en arriesgarse a pesar de las dificultades. ¿Por qué se lanzan a la reconquista? Por varias ventajas. Por orden de importancia, los empresarios españoles con presencia en Latinoamérica destacan el poder del mercado interno. Aunque a menor medida, el consumo sigue creciendo, lo que es una bendición para las firmas nacionales de productos y servicios.

La segunda ventaja es la de poseer una ubicación geográfica ventajosa, ya que algunos países son una puerta de acceso al inmenso mercado estadounidense. A continuación encontramos la competitividad, que destaca especialmente en países como Colombia y México. Los acuerdos de libre comercio con terceros países, el acceso a las materias primas y la mano de obra cualificada son los otros beneficios que los emprendedores destacan del territorio americano.

Amenazas

Por contra, las empresas no son ajenas a los principales riesgos que presente Latinoamérica para las exportaciones españolas. Como no podía ser de otra manera, el gran peligro que se observa es la desaceleración económica, que ha afectado especialmente a países como Brasil, Chile, Colombia y Perú. Luego tenemos los problemas con el tipo de cambio, que puede convertir los números negros en rojos, en un momento. En este apartado, los territorios más amenazantes son Argentina, Brasil y Colombia.

El país del tango también protagoniza los dos siguientes grandes amenazas de la zona. Nos referimos a la inestabilidad política, aquí también entra Brasil, y a la inestabilidad jurídica, donde está acompañado de Venezuela. En cambio, en el problema de la inseguridad ciudadana, sorprende la presencia de otras economías como México, Honduras, Guatemala, El Salvador y la propia Venezuela. La última dificultad detectada por las firmas exportadoras españolas es la falta de infraestructuras adecuadas. Una lacra que lastra el interés inversor en países como Costa Rica, Bolivia, Perú, paraguay y Brasil.

Aunque los problemas existen, y son importantes, no son óbice para que el 78% de las empresas españolas esperen aumentar sus ingresos en el continente. Si descendemos a las pymes, observamos que el porcentaje es todavía mayor. Y es que el 95% de las mismas espera incrementar la facturación en la zona. ¿Conclusión? América Latina es el destino idóneo para salir al exterior de nuestros pequeños empresarios por encima de Asia, la UE o Estados Unidos.

Mejores destinos

Resulta evidente que, ya sea por el idioma o la cercanía cultural, no importa lo que digan los organismos internacionales, América Latina no ha perdido su sex appeal. Pero, ¿cuáles son los mejores lugares para lanzarse a la aventura? Las respuestas nos las dan las propias firmas españolas que ya están presentes en el territorio. México, Panamá, seguidos de Colombia, Chile y Perú, son los países que presenten un entorno económico más boyante y próspero. En un segundo escalón se colocan Costa Rica, República Dominicana y Uruguay. Y en un tercero, aunque también medianamente optimista, encontramos a Ecuador, Cuba, Nicaragua, Bolivia y Guatemala.

Como no podía ser de otra manera, este listado también tiene países que sería mejor evitar en los próximos años. De mejor a peor, el orden es: El Salvador, Honduras, Argentina y Brasil. En estos estados es mejor andarse con cuidado a la hora de colocar el dinero. Pero los expertos no los desaconsejan de forma mayoritaria, ya que todos ellos tienen importantes oportunidades de crecimiento, si las autoridades políticas son capaces de arreglar los problemas internos. En donde hay certeza absoluta de que lo mejor es ni intentarlo es en Venezuela. Ni los especialistas, ni los analistas, ni las empresas españolas aconsejan probar suerte en un país que el chavismo y la caída de los precios del petróleo ha hundido en la miseria.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *