cif

¿Necesitas información de una empresa? El CIF tiene más de la que crees

EL CIF

El CIF es un número único que identifica a las personas jurídicas residentes en España. Se trata de un sistema utilizado hasta el año 2008, por lo que muchas entidades lo conservan como identificación para todos sus requerimientos y operaciones. A partir de esa fecha, fue el NIF el que comenzó a utilizarse con la misma función, en lugar del Código de identificación Fiscal.

Por su parte, hasta ese momento el NIF o Número de Identificación Fiscal se usaba para designar a las personas físicas registradas como trabajadores y empresarios en España. Actualmente, este número refleja datos como, por ejemplo, si es una sociedad civil o mercantil, si su procedencia es nacional o extranjera, o si está compuesta por una unión temporal de empresas.

Mucho más que un código

Aunque no es una fuente de información comúnmente nombrada como tal, debes saber que el CIF de una empresa puede proveerte de muchos datos sobre una entidad, de forma que si tienes dudas sobre la conveniencia o no de hacer negocios con una compañía, éste puede ayudarte más de lo que a priori podría pensarse. Y es que conocer el Código de Identificación Fiscal o CIF de una empresa te permitirá acceder a relevante información mercantil y financiera.

Porque no hay duda de que antes de establecer algún acuerdo con un nuevo cliente, proveedor o colaborador, conviene informarse pormenorizadamente. Por ejemplo, a través de buscadores de empresas en los que consultar la información de las distintas compañías es muy sencillo siempre y cuando conozcamos el CIF de la entidad.

¿Qué información se puede obtener con el CIF de una empresa?

Una vez en disposición del CIF de esa empresa sobre la que estés interesado en obtener información, descubrirás, entre otras cosas, las líneas de negocio y marcas que lo forman, sus datos mercantiles -razón social, denominación y fecha de alta en el registro-, estructura jerárquica, administradores, accionistas y trabajadores que la integran.

¿Y para qué te puede servir esa información? Muy sencillo: conociendo por ejemplo la estructura organizativa de la entidad, estarás informado sobre su modus operandi y filosofía de trabajo. Y es que con el CIF de la compañía obtendrás los datos de los accionistas, socios y administradores, consiguiendo una foto completa de los profesionales que forman parte y cómo se distribuyen las responsabilidades y, por ende, la toma de decisiones.

Igualmente, con datos mercantiles como la fecha de alta en el registro, podrás establecer un punto de inicio para el estudio de su crecimiento y evolución en estos años. Por otro lado, con información sobre sus accionistas descubrirás cómo está distribuida la propiedad de la misma y con quién puedes contactar en función de su peso accionarial.

Asimismo, el CIF te da acceso a las posibles vinculaciones o participaciones, de manera que recibas más pistas sobre potenciales conexiones entre empresas y marcas, dentro de un mismo sector o en distintos ámbitos de actividad.

Todo es importante

Otros datos a los que podrás acceder mediante el CIF son, entre otros, los antiguos administradores de la empresa o, por ejemplo, las últimas apariciones en prensa o medios de comunicación de la compañía. No olvides que, hoy en día, con la generalización del uso de Internet, la reputación o imagen de marca es básica, por lo que si vas a hacer negocios o a vincular tu nombre con otra entidad, asegurarte de que no hay ninguna polémica reciente que haya podido manchar a la entidad es esencial.

En definitiva, se suele decir que la información es poder, por lo que cuanto mayor cantidad de la misma esté en tu mano, mayores probabilidades de éxito tendrás a la hora de tomar una decisión de carácter empresarial.

acuerdos_refinanciacion

Europa empuja a mejorar la regulación de los acuerdos de refinanciación

Recientemente ha empezado a funcionar el reglamento europeo sobre procedimientos de insolvencia. Sin embargo, España todavía no tiene en marcha todas las exigencias de la UE, entre las que está la mejora de la regulación de los acuerdos de refinanciación para empresas viables con dificultades financieras.

Cambios legales

En los últimos días ha entrado en vigor el Reglamento de la UE 2015/848 sobre procedimientos de insolvencia, una normativa para la que España todavía está en proceso de adaptación. En la máxima brevedad posible, las leyes de nuestro país han de asumir los cambios que desde Europa fueron marcados en 2015. De hecho, en estos momentos, el Ministerio de Justicia tiene en proceso de aprobación un nuevo texto refundido de la Ley Concursal que tiene como objetivo ponerse al día con las exigencias de Europa.

Las medidas

Entre las medidas que adopte la normativa española han de añadirse herramientas útiles para facilitar la tarea de los tribunales de los Estados miembros y evitar determinadas prácticas como el llamado forum shopping o foro de conveniencia. Este término hace referencia a las opciones que un demandante tiene al acogerse a la jurisdicción de un país que pueda emitir una sentencia más favorable a sus intereses.

También para resolver con mayor éxito la insolvencia de empresas viables con dificultades de financiación, a través de la regulación de los acuerdos de refinanciación. Hasta la fecha, éstos estaban amparados por el artículo 71 bis de la Ley Concursal, referido a los acuerdos no rescindibles. Como explica la Guía de Actuación de la Empresa ante la Insolvencia, elaborada por la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) y el Consejo General de Economistas, para que no sean rescindibles se exige que impliquen una ampliación significativa del crédito disponible o la modificación o extinción de obligaciones, siempre que respondan a un plan de viabilidad que permita la continuidad de la actividad económica en el corto y medio plazo.

Condiciones de aprobación

El acuerdo debe ser aprobado por un mínimo del 60% del pasivo, debe emitirse certificación del auditor de la compañía o, en su ausencia, del que nombre el registrador mercantil, sobre dicha suficiencia de pasivo y debe ser formalizado en instrumento público.

Tampoco son rescindibles aquellos acuerdos que, no reuniendo estas condiciones, cumplan una serie de condiciones financieras también formalizadas en instrumento público. El deudor y los acreedores podrán solicitar el nombramiento de experto independiente para que informe sobre el carácter razonable y realizable del plan de viabilidad, sobre la proporcionalidad de las garantías conforme a las condiciones normales de mercado. Si no se cumplen éstas, se podrá solicitar por parte de la administración concursal la rescisión de los acuerdos.

Otras opciones

Estos también pueden verse amparados en la disposición adicional 4ª de la Ley Concursal. Se trata de acuerdos suscritos por acreedores que representen al menos el  51% de los pasivos financieros y que reúnan las condiciones anteriormente descritas. Todas excepto las referidas a las mayorías de pasivo, que son sustituidas por el 51% de acreedores de pasivos financieros. Según la guía de CEOE, su homologación judicial impide que los acuerdos aderezados con estas características puedan ser rescindidos.

Quedan excluidos de esta modalidad los acreedores por operaciones comerciales, los laborales y los de derecho público. Sin embargo, los efectos de estos acuerdos pueden extenderse a los acreedores de pasivos financieros que no los hayan suscrito de inicio y cuyos créditos no tengan garantía real.

Condiciones especiales

Pueden generarse condiciones especiales si el acuerdo es suscrito por acreedores que representen el 60% del pasivo financiero, extendiendo las esperas de hasta cinco años, así como la conversión de deuda en préstamos participativos durante el mismo plazo. En el caso de que sea suscrito por, al menos, el 75% del pasivo, con esperas de cinco a diez años, quitas y conversión de deuda en acciones o participaciones, los acreedores disconformes tendrán la opción de sustituir la capitalización de su deuda por una quita equivalente al importe del nominal de los títulos que les correspondería suscribir o asumir y, en su caso, de la correspondiente prima de emisión o asunción.

directorio

Directorios de empresas: Todas en un solo recurso

 

Los directorios de empresas

En España hay actualmente más de 3 millones de empresas activas. Por numerosos motivos, ya seas una persona física o jurídica, puedes necesitar información sobre algunas de ellas, lo que supone un gran esfuerzo si no utilizamos herramientas adecuadas. Para poder encontrar empresas de un sector en concreto, localizar aquellas cercanas a tu domicilio, encontrar los datos de contacto de una pequeña Pyme, etc., uno de los recursos más eficientes y recomendados es acudir a los directorios de empresas.

Este tipo de listados están disponibles a través de empresas especializadas en información comercial y son muy consultados por todo tipo de entidades. Desde el empresario que pretende analizar el sector donde opera su compañía, hasta el estudiante que busca una beca de formación, son muchas las situaciones en las que un directorio de empresas puede ser de utilidad.

La mayoría de ellos son listados online que te permiten filtrar tu búsqueda para encontrar las entidades que necesitas. Una de las principales ventajas es que esta herramienta es gratuita en plataformas como eInforma, lo que te permitirá realizar todas aquellas consultas que desees desde su apartado de directorios de empresas. Una vez que localices la empresa que te interesa, podrás consultar sus datos y tendrás la posibilidad de acceder a toda la información financiera, mercantil y de riesgo de la misma, así como sus datos de contacto e información general, a través de los informes comerciales.

¿Qué tipo de directorios de empresas puedo encontrar?

  • Geográficos: son aquellos directorios de empresas en los que el principal filtro será la localización física de la empresa. Son de gran utilidad cuando, por ejemplo, queremos contactar con empresas de nuestra región o cuando pretendemos conocer el mercado existente en otra comunidad autónoma que no conocemos. De este tipo podemos utilizar el listado de empresas de España por comunidad o el listado de empresas españolas por provincia.

 

  • Actividad: otro tipo de directorio empresarial que nos permitirá enumerar las compañías que llevan a cabo una misma actividad. A través de su código CNAE (Clasificación Nacional de Actividades Económicas) podemos distinguir los diferentes sectores, accediendo al listado de aquel que nos interese. En ocasiones, dentro de este, podemos encontrar otras clasificaciones que nos permitan afinar aún más la búsqueda. Por ejemplo, accediendo al sector “construcción” es posible volver a filtrar este directorio de empresas en construcción de edificios, ingeniería civil o actividades de construcción especializada. Este tipo de listados son especialmente utilizados cuando tratamos de realizar un estudio de mercado o un análisis de competencia, ya que nos permite disponer de una gran cantidad de datos empresariales consultando una única fuente de información.

 

  • Mercantiles: nos posibilitan la opción de acceder a los datos de contacto e información de los principales registros mercantiles de España. Esta clase de directorios se utilizan como paso previo a llevar a cabo algún servicio de gestoría que requiera conocer los actos y sujetos incluidos en un registro mercantil. Una vez localizado el registro que te interesa, puedes solicitar otra información de empresas como son las notas simples o los depósitos de cuentas.

 

  • Propiedad: de igual modo que los registros mercantiles, también puedes consultar el directorio de registros de propiedad de las principales provincias de nuestro país. Obteniendo toda la información práctica del registro que necesitas, podrás ejecutar de manera más ágil cualquier tipo de trámite.

 

Toda la información en un única herramienta

Los directorios de empresas son muy utilizados para la realización de diferentes gestiones porque recogen información de valor en una sola búsqueda y de manera gratuita. Siempre que nuestro análisis vaya a ser sobre varias empresas, es recomendable comenzar primero con este tipo de recursos y, una vez localizados los casos más destacados, invertir más esfuerzos en profundizar en estos.

pymes_empleo

Las pymes, dispuestas a generar empleo a cambio de financiación

Según el Informe sobre Financiación de la Pyme en España, unas 138.000 pymes están dispuestas a generar puestos de trabajo, más de 560.000 en total, siempre y cuando consigan financiación, un crédito que no siempre se les concede, sobre todo porque no pueden aportar las garantías solicitadas.

 

La Confederación Española de Sociedades de Garantía Recíproca (SGR-Cesgar) acaba de publicar el Informe sobre Financiación de la Pyme en España. Según este documento, con datos actualizados hasta marzo de 2017, unas 138.000 pequeñas y medianas empresas de nuestro país están pensando en ampliar plantilla siempre y cuando obtengan la financiación necesaria. En total, el estudio calcula que serían más de 560.000 los puestos de trabajo que se crearían a través de esta vía.

Sin embargo, el texto advierte de que el 55,7% de las pymes que han solicitado un crédito para financiar sus proyectos han tenido dificultades para conseguirlo, sobre todo porque no pueden aportar las garantías solicitadas o porque no pueden asumir el precio de la financiación. No obstante, el 43,5% de las compañías consultadas creen que conseguir esa inyección es clave para crear y mantener el empleo en sus respectivas organizaciones.

¿Qué otros motivos empujan a estas empresas a buscar liquidez? La mayoría de las pymes, el 72,6%, aseguran que necesitan circulante. Le siguen en importancia la inversión en equipo productivo, con casi un 21%, la inversión en inmuebles (11,8%) y en innovación (6,4%).

Las cifras cambian si nos centramos en sociedades exportadoras y/o centradas en actividades de I+D+i. Por ejemplo, el 31,6% de las pymes que salen fuera de nuestras fronteras han tenido necesidades de financiación en los últimos seis meses, frente al 21,1% de las no lo hacen. Un porcentaje que se eleva hasta el 37,3% en las compañías innovadoras.

Por otra parte, si nos centramos en sectores de actividad, la industria, los servicios de transporte y los servicios a las empresas son los que presentan necesidades de financiación superiores a la media. En cuanto a tramos de tamaño empresarial, las empresas medianas (de 50 a 250 asalariados) son las que más liquidez requieren, un 33,3%, frente al 17,7% de los trabajadores autónomos o empresas sin empleados.

LAS POCO CONOCIDAS SGR

El documento hace hincapié en el número de pymes que siguen sin hacer uso de los servicios de las Sociedades de Garantía Recíproca (SGR): en el último año y medio el porcentaje de pequeñas y medianas empresas que nunca ha recurrido a ella y/o que no las conoce se ha reducido ligeramente, pasando del 82,6% al 78,5%.

Las que sí las conocen destacan una serie de beneficios entre sus servicios: una mejora del acceso a la financiación bancaria; la obtención de asesoramiento financiero adecuado; la posibilidad de obtener mayores importes a la hora de solicitar un crédito; la posibilidad de reducir los costes de la financiación; y la ampliación de los plazos de devolución del crédito.

Con respecto a otros productos financieros, el estudio asegura que el más utilizado por las pymes es el crédito de proveedores, por el que opta más de un 38% de las encuestadas. Este sistema, en el que el distribuidor es el que da liquidez retrasando un pago, no suele necesitar de garantías o contratos, aunque sí una relación de medio o largo plazo con el proveedor, un historial de compras frecuentes y puntualidad en los pagos.

Las líneas de crédito bancario han mejorado sus cifras con respecto al anterior informe, cerrado en septiembre de 2016. Algo que va unido al aumento de la actividad empresarial, que ha pasado del 14,2% al 22,3%. Por el contrario, el empleo de préstamos bancarios ha caído, pasando de casi el 24% el pasado semestre a algo más del 15%.

Otras opciones valoradas por las pymes son los créditos del ICO, el leasing o arrendamiento financiero, el factoring y avales y garantías, que se mantienen en niveles muy similares a los del semestre anterior, por debajo del 7%.

 

salida_bolsa

Consejos básicos para la salida a bolsa: Consultar un informe de empresas, definir el precio de la acción…

Cotizar en la Bolsa puede ser uno de los pasos más importantes en la vida de una compañía, por ello debes estar preparado. Una buena práctica es investigar cómo lo han hecho otras empresas de tu sector, de manera que esos casos de éxito te sirvan como ejemplo a seguir. La experiencia de terceros puede ayudarte a no dar pasos en falso y tomar las decisiones correctas a la hora de comenzar en bolsa. Para ello, puedes servirte de un informe de empresas, que te permitirá descubrir aspectos relevantes a tener en cuenta sobre compañías que ya han comenzado su andadura en Bolsa, como puede ser su estructura, accionistas, participaciones de capital, etc.

Además de esto, consultando este tipo de información conocerás más a fondo la situación de empresas que como tú se plantearon dar este paso y lo hicieron con o sin éxito. Aparte de esta documentación, hay muchos otros aspectos a considerar antes de decidir la salida a bolsa de una empresa. Existen diversos motivos por los cuales puedes estar planteándote dar este paso y, aunque cada uno de ellos requiere de un estudio previo específico, así como de un asesoramiento profesional por un experto bursátil, te damos algunos consejos clave para que lleves a cabo la salida a bolsa de tu empresa con éxito.

Documéntate con un informe de empresas

Como comentábamos anteriormente, solicita en plataformas especializas como Informa un informe de empresa de una o varias compañías que hayan dado este paso recientemente y que lo hayan hecho con éxito. Junto a tu asesor, analiza su estrategia estudiando todos los datos recogidos en este tipo de informe de empresas: los accionistas actuales y antiguos con su correspondiente porcentaje de participación en el capital de la sociedad, el CIF en las sociedades nacionales o el país de origen de la sociedad para las extranjeras, y la fecha de la última fuente de la que se ha extraído dicha información. Además, este informe ofrece datos referentes al tipo de mercado donde cotiza, las plazas de cotización, el tipo de cotización (renta variable, renta fija o renta mixta) y el estado actual de la cotización.

Toda la información que recoge el informe de empresa goza de veracidad y fiabilidad, ya que proviene de fuentes públicas y oficiales, lo que te ayudará a tener una visión general de cómo otras compañías dieron el paso de salida al mercado bursátil.

Define el precio de las acciones y el tipo de oferta

Antes de la salida a bolsa, se publica un rango indicativo de precio, pero no suele ser hasta el día antes de empezar a cotizar cuando se da a conocer el precio definitivo desde el que partirá la acción. Esto es un aspecto clave para garantizar el éxito de la salida a bolsa de nuestra empresa, y por ello debemos comparar si el precio al que sale es competitivo. Para ello, nuevamente tendremos que llevar a cabo una labor de documentación y análisis de empresas similares que ya hayan pasado por este proceso para establecer un precio atractivo. De igual modo, necesitamos decidir si nuestra oferta será una OPV (Oferta Pública de Venta), en la que el número de acciones seguirá siendo el mismo una vez finalice la operación, o una OPS (Oferta Pública de Suscripción), en la que se emiten nuevas acciones realizando una ampliación de capital con el objetivo de recaudar fondos o reducir la deuda del negocio.

Analiza tu propio negocio con la ayuda de un experto para la salida a bolsa

Aunque seas el fundador de tu empresa y conozcas todo lo relativo a la misma, es recomendable que, además de los miembros de tu equipo, un experto financiero externo analice su situación. Conviene repasar todos los aspectos contables, prestando especial atención en el origen de los ingresos, costes, porcentaje de márgenes, rentabilidad, deuda neta actual, etc. Un asesor financiero puede optimizar mucho más el proceso de salida a bolsa si conoce en profundidad el estado actual de la compañía. Es importante que para el análisis dejes que el experto conozca y gestione la información al completo, sin un exceso de celo con las cuentas financieras y sin olvidar los posibles procesos judiciales.

oportunidades_financiacion

Nuevas oportunidades de financiación para las pymes

 

En los últimos días se ha celebrado en la Bolsa de Barcelona la 32ª edición de Mercado Financiapyme, organizada por Pimec, la patronal que representa a las pequeñas y medianas empresas catalanas. Se trata de una jornada de acercamiento entre pymes con necesidad de financiación y algunos de los principales actores que pueden ofrecérsela.

Estos encuentros se realizan varias veces al año en distintas ciudades. De esta manera, cualquier pyme que lo requiera puede presentarse en una única jornada ante bancos, plataformas de crowdfunding y crowdlending y otras entidades públicas y privadas nacionales e internacionales, y conseguir no sólo la financiación que necesita sino encontrarla en mejores condiciones. Según fuentes de la organización, hasta el momento se han superado los 100 millones de euros entre las empresas que han participado en sus más de 30 ediciones.

En este último encuentro participó la secretaria de Estado de Comercio, Marisa Poncela, que aseguró que el Gobierno está estudiando fórmulas para incentivar que las pymes españolas ganen tamaño. Aunque no concretó las áreas en las que se está trabajando, explicó que desde los distintos Ministerios implicados se están revisando algunos procedimientos y normativas existentes en la actualidad que funcionan como desincentivo al crecimiento de la pequeña y mediana empresa española.

EL APOYO DE LA BANCA

Además de la herramienta Mercado Financiapyme, en estos días algunas entidades bancarias han firmado acuerdos con el Banco Europeo de Inversiones (BEI) para mejorar el acceso al crédito para pymes. Un ejemplo es el de Santander Consumer Finance, del Grupo Santander, que junto al BEI ha puesto sobre la mesa 150 millones de euros para este fin.

En concreto, la cantidad se destinará a la financiación de vehículos comerciales de pequeñas y medianas empresas con el objetivo de apoyar su competitividad, fomentar su crecimiento económico y la creación de empleo.

Este acuerdo está enmarcado en el programa de la Unión Europea de Préstamos para Pymes y Midcaps 2017, y no es el primero que se firma entre ambas entidades. Gracias al anterior, rubricado en 2015, 1.400 empresas obtuvieron financiación por valor de 200 millones de euros. El 95% de ellas eran de pequeño tamaño y trabajaban en los sectores del transporte, la logística, el comercio y la mecánica.

Por otra parte, Ibercaja podrá ofrecer 170 millones de euros en préstamos a las pymes gracias a un reciente convenio con el Fondo Europeo de Inversiones (FEI), dependiente del BEI. Con esta firma, esta entidad bancaria tendrá liquidez para facilitar tanto operaciones de préstamo como de leasing con condiciones favorables y tipos de interés reducidos. Según sus previsiones, esta alianza beneficiará a unas 2.000 pymes de las comunidades autónomas de Aragón, Andalucía, Extremadura y Madrid.

El acuerdo se ha rubricado en el marco de la llamada Iniciativa Pyme, un programa conjunto entre la Comisión Europea, el BEI y los Estados miembros. Su objetivo es el de promover los créditos a las pymes aportando una cobertura parcial del riesgo para carteras de préstamo creadas por entidades financieras. Está cofinanciado por los Fondos Estructurales y de Inversión Europeos, el programa Horizonte 2020 y los recursos del BEI.

España ha sido el primer país de la UE en aplicar la Iniciativa Pyme. Nuestro país se ha comprometido en invertir en ella 800 millones de euros de su dotación del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder) para el periodo 2014-2020.

A nivel más regional, y muy similar a las ayudas que puso en marcha la Cámara de Comercio de España a principios de año para la digitalización de las sociedades de menor dimensión, también están disponibles préstamos de Bankia en Valencia. En conjunto con el Instituto Valenciano de Finanzas (IVF), se han aportado 20 millones de euros para configurar una nueva línea de crédito dirigida a financiar tanto los proyectos de digitalización como el circulante de las pymes radicadas en la región valenciana. Se trata de un proyecto enmarcado en el programa de Inmersión Digital Empresarial (IDE) lanzada por Innsomnia, la incubadora de empresas dependiente de dicha entidad bancaria.

encuentra_emprendedores

Encuentra a los mejores emprendedores con los que aliarte entre las empresas de nueva constitución

Cuando de hacer crecer a tu negocio se trata, no hay que subestimar cualquier alianza que pueda aumentar su competitividad. Entre esas posibles sinergias, los emprendedores suelen ser una fuente de nuevas ideas y conceptos, especialmente en el caso de aquellas empresas de raíz tecnológica, que incorporan nuevas tendencias que permiten optimizar procesos y operaciones.

Sin embargo, a la hora de buscarlas surge la duda ¿Dónde se encuentra el talento emprendedor? No existe una respuesta única, aunque sí hay ciertos lugares o fuentes de información que son útiles para esta tarea: Hubs, eventos, espacios coworking, incubadoras, aceleradoras, listados de empresas de nueva constitución… Todos estos recursos pueden facilitar el proceso para encontrar a aquellos nuevos empresarios y nuevas empresas que nos pueden servir como socios comerciales, proveedores o, quién sabe, potenciales clientes.

Listados de empresas de nueva constitución, la alternativa segura

Todos los lugares anteriormente comentados tienen algo en común, y es que un porcentaje muy alto de las organizaciones allí presentes son empresas de reciente creación, y también que se trata de ambientes innovadores per se, sin embargo existe la posibilidad de que una vez que acudas allí no encuentres lo que realmente estás buscando, ya que también suelen mezclarse entidades de distintos sectores y naturaleza.

Por esta razón, una opción segura para encontrar lo que buscas es acudir a los informes de empresas de nueva constitución. Principalmente, porque en estos listados se encuentran todas las organizaciones recientemente creadas, de forma que puedes dar con aquellas que realmente te interesen en función de diferentes variables, como por ejemplo la denominación, el objeto social, el capital desembolsado y suscrito, la actividad o sector, el nombre o cargo del administrador, la dirección, etc. Estos listados se conforman por lo tanto como la alternativa más eficaz para, a través de información de empresas fiable, encontrar el talento emprendedor en las áreas que busques para desarrollar tu negocio o consolidar su crecimiento.

Una vez identificadas estas empresas de nueva constitución, con los datos contenidos en esos listados podrás contactar con sus administradores o ejecutar una campaña de marketing para darte a conocer y presentarles tus servicios.

Hubs, incubadoras, espacios coworking… Territorio startup

Si además quieres estar al tanto de tendencias en emprendimiento, conocer a futuros empresarios o descubrir proyectos interesantes contados por sus propios protagonistas, existen espacios -especialmente en grandes ciudades- que pueden ayudarte a cumplir con este cometido, pues suelen albergar a empresas de nueva constitución.

Como a veces hay cierta confusión, a continuación enumeramos algunos y sus particularidades:

Hub

La palabra “hub” puede tener diferentes significados en distintos campos. Por ejemplo en el ámbito informático, se trata de un concentrador con varios puertos USB, por lo que permite conectar varios dispositivos al mismo tiempo. Cuando nos referimos al mundo del emprendimiento o a startups, un hub mantiene ese componente de conexión, pues son espacios que fomentan el intercambio y la inspiración de los nuevos empresarios, un punto de encuentro para emprendedores. Allí pueden conocer nuevas ideas y, por qué no, crear proyectos conjuntos.

Incubadora de empresas

Las incubadoras de empresas apoyan a los emprendedores desde el comienzo de un proyecto empresarial y a diferentes niveles: desde asesoría a capacitación; proporcionándoles despachos,  salas de reuniones, conexión a internet, etc. Con este apoyo experto, se reducen las posibilidades de fracaso de la nueva empresa a causa de la inexperiencia.

Aceleradora de empresas

Puedes tener una muy buena idea de negocio, pero sin la financiación necesaria para ponerla en marcha no vale de nada. Las aceleradoras ayudan a cubrir este vacío con el que muchos se encontraban a la hora de desarrollar su idea, ofreciendo a las empresas de nueva constitución recursos -también económicos- y trabajo con mentores o facilitando los contactos con inversores y business angels que puedan apoyarles económicamente.

Espacio coworking

Cuando hablamos de coworking, lo hacemos de la práctica por la que profesionales y empresas, que no tienen por qué compartir sector de actividad ni propiedad, trabajan juntos en un mismo espacio, principalmente para reducir los costes de tener una oficina propia, pero también para aprovecharse de salas de reuniones, relacionarse con otros profesionales o encontrar un ritmo de trabajo que, por ejemplo desde casa, es complicado mantener.

cdti

Líneas de financiación del CDTI para las empresas de I+D+i

El Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) es una interesante baza a valorar cuando un proyecto empresarial basado en la I+D+i necesita financiación. Desde esta entidad se gestionan varias líneas de crédito y ayudas que han servido para movilizar 23.500 millones de euros en los últimos 40 años. De esta cuantía, 1.000 millones se repartieron en 2015 entre 1.500 empresas, de las cuales un 67% eran pymes.

Las principales líneas de financiación del CDTI son tres:

LÍNEA DE INVESTIGACIÓN Y DESARROLLO: Dirigida a proyectos empresariales de carácter aplicado para la creación y mejora significativa de un proceso productivo, producto o servicio presentados por una única empresa o por una agrupación empresarial.

Requiere de un presupuesto mínimo de 175.000 euros para proyectos con una duración de entre uno y tres años, aunque depende de si es de carácter individual, en consorcio nacional o internacional. La cobertura financiera será de hasta el 75% del presupuesto total aprobado, pudiendo alcanzar hasta el 85% con carácter excepcional.

Ofrece préstamos con un 0% de interés y un tramo no reembolsable de entre el 20% y el 33%, diferenciándose entre pymes y grandes empresas. Éstas tienen diez años para devolver el crédito, que puede destinarse a gastos de personal titulado, subcontratación de servicios y costes indirectos.

La empresa podrá optar a un anticipo del 25% de la ayuda de financiación concedida con un límite de hasta 200.000 euros sin exigencia de garantías adicionales a las condiciones financieras acordadas. Ese anticipo podría ser de un 50% o de un 75% de financiación si se aportan avales de entidades financieras, sociedades de garantía recíproca o entidades públicas, que garanticen el exceso sobre el 25% sin garantías adicionales.

LÍNEA DE INNOVACIÓN: Con un presupuesto mínimo financiable de 175.000 euros y un interés de Euribor +0,2%, con un año de carencia y tres años para reembolsarlo. El préstamo puede cubrir hasta un 75% del proyecto, pudiendo alcanzar el 85% si va cofinanciada con fondos FEDER. De hecho, está cofinanciado con Fondos Estructurales a través del Programa Operativo de I+D+i por y para el beneficio de las empresas – Fondo Tecnológico.

Tiene como objetivo apoyar proyectos empresariales que impliquen la incorporación y adaptación de tecnologías novedosas a nivel sectorial, y que supongan una ventaja competitiva para la empresa. También se financiarán actuaciones de adaptación tecnológica dirigidas a la introducción en nuevos mercados.

LÍNEA DE INNOVACIÓN GLOBAL: Tiene como objetivo financiar proyectos de inversión en innovación e incorporación de tecnología innovadora para el crecimiento e internacionalización de empresas que desarrollen sus actividades en España, tanto en instalaciones ubicadas en España como en el extranjero.

Para ello, ofrece préstamos con intereses entre el 1,5% y el 3,5% de financiación. Las cantidades deben oscilar entre los 667.000 euros y los 10 millones de euros para proyectos de dos años de duración. La cobertura del préstamo es del 75% y su plazo de amortización, de siete años. El CDTI solicitará avales de entidades financieras con suficiente solvencia por el 50% del préstamo, pudiendo llegar al 100% según los resultados del análisis económico financiero realizado.

El desembolso se realizará tras la certificación del hito único del proyecto, debiendo presentarse una auditoría de gastos previa. Aunque existe la posibilidad de conseguir anticipos del 25%, 50% o 75% del préstamo, hasta un máximo de 4 millones de euros, sin garantías adicionales a las ya exigidas.

Estos proyectos implican la incorporación y adaptación de tecnologías para adecuarse a los requerimientos de nuevos mercados, mejorar su posición competitiva y generar un valor añadido adicional. Eso sí, aunque sirva para que la compañía entre o mejore su posición en el mercado internacional, debe reforzar las actividades que se realizan en España y no podrá suponer una deslocalización.

Está dirigida a pymes y empresas de mediana capitalización. Por otra parte, las inversiones realizadas en el extranjero se podrán llevar a cabo a través de empresas mixtas, siempre que consoliden cuentas con la matriz española o bien a través de filiales, sucursales y establecimientos en el extranjero.

concurso_acreedores_insolvencia

El concurso de acreedores, menos traumático con la insolvencia inminente

Hace unos días hablábamos de cómo evitar el temido concurso de acreedores pero, ¿qué pasa cuando llega? La Guía de actuación de la empresa ante la insolvencia de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) y el Consejo General de Economistas (CGE) también da algunas recomendaciones para superar ese tan indeseado proceso de la mejor manera posible.

La Ley Concursal

Este texto nos lleva a revisar la Ley Concursal, que determina las funciones en materia de aplazamientos de pago de deudas, reintegros de prestaciones e ingresos percibidos de forma indebida, compensación, reembolso del coste de las garantías, desistimiento, convenios o acuerdos en procedimientos concursales.

Esta Ley Concursal impone la obligación de solicitar la declaración de concurso de acreedores en caso de situación de insolvencia. En su artículo 5 contempla un plazo de dos meses para realizar este trámite desde el momento en el que se conoce la situación de quiebra. En cualquier caso, si se iniciaran negociaciones con los acreedores para intentar conseguir un acuerdo, se permite la ampliación del plazo hasta un máximo de seis meses.

Cómo actuar antes un caso de insolvencia inminente

Si se detecta un caso de insolvencia inminente, la guía de CEOE y CGE recomienda presentar la solicitud de concurso de acreedores lo antes posible. ¿Por qué? Para empezar, porque cuanto más se acerque la empresa a la insolvencia peor será la imagen que tendrá de ella el mercado. Esto repercute directamente de forma negativa sobre la confianza que acreedores, clientes, directivos y trabajadores tienen de ella. Ello dificulta aún más, si cabe, el trance y precipita la liquidación final.

Por otra parte, si la empresa se anticipa, evitará el peligro de que un acreedor se anticipe en la solicitud y podrá preparar con antelación los recursos necesarios para la puesta en marcha del concurso de acreedores, siendo así más fácil hacer frente a los costes de tramitación. Esta planificación deja sobre la mesa un escenario favorable para la negociación con trabajadores y acreedores, que se realiza con la mediación de los administradores concursales. Dicha mediación se realiza bajo la tutela del juez mercantil y permite convenios con quitas y/o esperas considerables.

Debe comunicarse al juzgado el inicio de dichas negociaciones y, para evitar publicidad negativa, se puede solicitar que el proceso no sea publicado en el Registro Público Concursal. De esta manera se impide a los acreedores (excepto a los de derecho público) iniciar ejecuciones de bienes o derechos necesarios para la continuidad de la actividad económica, y se suspenderán por el juzgado las que estén en trámite.

La recta final del concurso de acreedores

Si no hay marcha atrás ni forma de salvar la empresa, es perentorio preparar un plan de liquidación que contemple la venta de los activos maximizando el precio y minimizando el tiempo preciso para su enajenación. Hay que tener en cuenta que la actividad de la sociedad será mucho menor durante la época concursal, principalmente por el descenso de la confianza del mercado y de los agentes implicados.

Es normal perder clientes y suministradores de bienes y servicios, sobre todo financieros. También cae la capacidad de persuadir, el poder de negociar con proveedores y empleados, y, por supuesto, aumenta la desmotivación de los equipos de trabajo.

La importancia de revisar

Por otra parte, es importante revisar las actuaciones de los últimos años, como mínimo dos, para analizar si algún acto puede resultar rescindido en caso de concurso o conllevar la culpabilidad de los administradores de la compañía. Y prever una mínima tesorería para atender los costes del concurso de acreedores, así como para las adquisiciones al contado de compras y servicios. Eso o asumir la aparición de nuevos créditos para poder cubrir las indemnizaciones del personal despedido en caso de restructuración de plantilla, y para poder realizar devoluciones de efectos descontados de clientes.

Si se considerase que al negocio le queda potencial y que podría salir adelante con un nuevo equipo directivo y con un inversor potente que aporte sinergias a la compañía, se podría presentar en el juzgado una oferta vinculante de adquisición que, en principio, se tramitaría con agilidad.

postgrado_internacionalizacion

15 becas para empresarios interesados en un postgrado en internacionalización

Ser empresario, directivo de una pyme, autónomo o profesional independiente de cualquier sector y estar interesado en ampliar conocimientos en el ámbito de la internacionalización. Estos son los únicos requisitos que exige la Fundación Gas Natural Fenosa para la concesión de 15 becas de formación. Los agraciados podrán cursar gratis un postgrado enfocado en el lanzamiento y la consolidación de las Pymes en el mercado internacional.

Las clases, al estar dirigidas a empresarios y profesionales se van a concentrar entre el lunes 12 y el viernes 16 de junio de 2017 y se impartirán en la sede de la Barcelona School of Management de la Universidad Pompeu Fabra.

Este evento es parte del programa Primera Exportación de la Fundación Gas Natural Fenosa que se centra en “acompañar a las pymes a dar sus primeros pasos en el ámbito de la exportación en cualquier parte del mundo, a través de un completo plan de formación gratuito y continuo que incluye sesiones formativas presenciales y en línea, asesoramiento y tutorías personalizadas a través de las que los participantes adquieran conocimientos en temas como el marketing internacional, la gestión empresarial y la formación de precios, entre otros.”, según explican en su web.

El origen

El programa tuvo su origen en 2001 en Argentina. Tras la fuerte crisis de aquel país se pensó en potenciar la internacionalización como medio para ayudar a las empresas a superar los problemas de la economía interna. Con la misma filosofía fue replicado en España en 2014. De esta forma, puso a disposición de los emprendedores y empresarios españoles un programa de formación y tutela en los aspectos más farragosos de los negocios internacionales: desde la logística a los trámites aduaneros, pasando por asesoramiento individualizado de cada uno de los participantes (que casi rondan el millar a fecha de hoy). En la actualidad se realiza en colaboración con diversas comunidades autónomas.

Además, desde 2007, el programa ofrece un Viaje de Captación y Negocios de empresarios argentinos a España, en el que está incluido este programa de formación bilateral. En él, los participantes argentinos del programa comparten pupitre, experiencias e incluso proyectos empresariales con empresarios españoles.

El curso

El curso tiene en nivel de postgrado y está dividido en dos módulos de contenidos.  El ambiente de negocios internacionales, impartido por el profesor Enrique Schonberg. En el que se analizarán las perspectivas geopolíticas en el contexto de la post crisis. La relación entre la Unión Europea y los países de América Latina, así como las posibles estrategias y alianzas a ambos lados de Atlántico para superar retos del mercado mundial como el Brexit, la supremacía China, etc.

El segundo módulo estará dedicado a la negociación internacional. En él, el profesor José Luis Martín conducirá una simulación multicultural de negociación internacional en la que se podrán en práctica las claves de este tipo de situaciones. El módulo también tiene previsto analizar las nuevas prácticas que pymes y multinacionales están desarrollando para lanzar sus actividades fuera de los países de nacimiento.

Para optar a esta beca, es necesario cumplimentar el formulario de la solicitud y enviarlo a primeraexportacionfgnf@gasnaturalfenosa.com antes del 30 de abril de 2017.

Los interesados en el programa completo pueden consultar directamente en la web de la Fundación Gas Natural Fenosa.

info_comercial

8 razones por las que acudir a la información comercial de empresas antes de tomar una decisión

Tomar decisiones en el ámbito empresarial no es una tarea fácil en la mayoría de las ocasiones. Son demasiados los aspectos a tener en cuenta y, aunque nos ayudamos del resto del equipo a la hora de valorar las opciones que se plantean, siempre tenemos que asumir una parte de riesgo. Sin embargo, tendremos más posibilidades de escoger el camino correcto si realizamos un buen trabajo de documentación e investigación que nos permita dar pasos con la casi total certeza de no estar equivocados, esto es, conocer la información comercial. Para ello, un recurso muy importante a tener en cuenta son las fuentes oficiales, así como todos los organismos e instituciones estatales que pueden proporcionarnos datos e información de carácter oficial.

Existen varias maneras de acceder a este tipo de datos, pero algunas de ellas pueden ser tediosas y complicadas debido a los trámites burocráticos que nos soliciten. Para facilitarnos este proceso, es muy recomendable acudir a plataformas o empresas especializadas en información comercial de empresas, en las que podemos acceder a diferentes informes o notas de carácter público sobre temas financieros, jurídicos, sectoriales, etc. Además, este tipo de informes pueden incluir análisis de expertos en la materia, lo que puede hacer todavía más sencilla su interpretación de acuerdo a nuestras necesidades, y por ende, nuestra toma de decisiones.

¿Qué tipo información comercial de empresas puedo necesitar?

Ser empresario u ocupar un alto puesto directivo nos obliga a pasar por diferentes situaciones en las que consultar cierta información comercial de empresas puede sernos de utilidad. Te mostramos 8 casos en los que este tipo de informes te serán útiles.

  1. Conocer a tu competencia. Puedes utilizar este tipo de información de empresas para tener una visión general de tu competencia. Dependiendo del tipo de fuentes que consultes mediante informes o notas simples puedes saber qué hacen, dónde están, quiénes son sus ejecutivos, su situación financiera, etc.
  2. Realizar un estudio sobre el sector. Analizar la situación actual del contexto de tu negocio gracias a la consulta de información comercial de empresas es una opción muy valorable antes de dar un paso en falso. Mediante los conocerás más en profundidad a las empresas que se encuentran cerca de ti realizando tu misma actividad, sus fortalezas y debilidades, etc.
  3. Identificar el posicionamiento de tu marca. Conoce qué espacio ocupa tu empresa en relación al resto de negocios accediendo a la información financiera, jurídica y general que puedes solicitar sobre ellos en webs como eInforma.
  4. Analizar a posibles proveedores. ¿Estás buscando nuevos proveedores? Obtén más información sobre ellos gracias a la información comercial de empresas y elige la opción más adecuada para evitar problemas. Asegúrate de que no tengan problemas de solvencia o estén envueltos en procesos judiciales solicitando información comercial sobre los candidatos.
  5. Investigar a potenciales clientes. Conocer el desempeño económico de una empresa o autónomo, su solvencia y capacidad financiera te será de gran utilidad en el caso de establecer un acuerdo comercial importante. Antes de firmarlo, consulta esta información para descartar posibles impagos.
  6. Organizar reuniones o eventos con directivos. A través de los informes comerciales de empresas obtendrás de forma fácil y rápida la información mercantil y legal de cualquier empresa y, por lo tanto, los datos sobre sus accionistas, inversores y altos cargos. Esto te facilitará la tarea de organizar una ronda de reuniones o eventos de networking, permitiéndote contactar directamente con la persona más adecuada.
  7. Orientar la estrategia comercial de tu compañía en función del estado de tus competidores. Los informes estratégicos completos te proporcionarán datos tan relevantes como la opinión de crédito, información de los ficheros de impagados, datos de pagos, principales indicadores comerciales, riesgo sectorial, posicionamiento financiero, principales ratios y análisis de riesgo de cualquier compañía.
  8. Aclarar tus dudas sobre morosidad. ¿Un cliente se retrasa demasiado en el pago de tus servicios? ¿Has leído algunas referencias negativas sobre un posible proveedor? La mejor manera de verificar si una empresa o persona física acumula deudas es consultar informes de impagos o ficheros de morosidad.
escapar_concurso

Cómo escapar del concurso de acreedores

Detectar la crisis pronto, fundamental

No es nada raro ver cómo un proyecto empresarial viable y con potencial pasa por procesos difíciles, de falta de solvencia, que acaban desembocando en el indeseado concurso de acreedores. Con el fin de arrojar algo de luz y de ofrecer consejos válidos al respecto, la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) y el Consejo General de Economistas (CGE) acaban de publicar la Guía de actuación de la empresa ante la insolvencia.

Este documento tiene como objetivo ayudar a pymes y autónomos a buscar soluciones ante un proceso de crisis de estas características. Y lo hace abordando todas sus fases, empezando por la detección de la insolvencia.

Según el texto, siempre es más fácil salvar un negocio si se detecta de forma temprana un futuro lleno de impagos. De esta manera se pueden implementar medidas correctoras y planificar un cambio de rumbo que mejore la situación. Para ello es importante saber discernir entre solvencia (cumplir con los compromisos de pago) y viabilidad (que puede generar en el futuro los recursos suficientes para mantener su actividad).

Reconducir el negocio y evitar el concurso

Si la compañía no es solvente pero sí viable, una buena solución para salir adelante está en reorganizarla y reestructurarla internamente, y reconducir su estrategia de negocio. Por otra parte, también sería conveniente negociar con los acreedores y empleados acuerdos extrajudiciales o concursales.

Una vez retomada la situación de normalidad, y con el fin de recobrar la reputación perdida de cara a los clientes, una buena solución sería la de contratar un seguro de caución que garantice los pagos de nuestra corporación. Tampoco sería descabellado incluir en los presupuestos anuales la contratación de un seguro de crédito que nos evite pasar por el trance de que nuestra compañía pase a ser insolvente por culpa de la morosidad.

Más vale prevenir

Entre las recomendaciones del documento de la CEOE está el de aprovechar la época de ‘vacas gordas’ para prepararse ante posibles crisis, estableciendo sistemas adecuados de control económico-financiero, así como un sistema de alertas ante riesgo de insolvencia futura.

Es importante estar pendiente de descensos significativos en la cifra de negocios o en los márgenes; observar si existe un abandono del proyecto empresarial por parte de determinados directivos, especialmente los directores financieros; estar pendiente de cambios regulatorios en el sector en el que se enmarque el negocio; detectar pérdidas de concesiones administrativas o distribuciones; retrasos en los pagos a los acreedores o en el cobro de clientes; y, por supuesto, preocuparse cuando no se puedan renovar las pólizas de crédito.

Contar con un buen presupuesto de tesorería puede ayudar a superar con menor dificultad los momentos de crisis y la posibilidad de llegar a un concurso. Éste supone la conversión de la información contable del presupuesto de la compañía en previsión de flujos de caja, que son los que permiten una adecuada gestión del circulante y de las necesidades de inversión, así como minimizar los costes financieros.

Por otro lado, la guía recomienda prestar atención a la gestión de las existencias, del crédito a clientes y de la financiación recibida de los proveedores, con el fin de conocer de antemano potenciales variaciones en el capital circulante.

Tomar las precauciones debidas no sólo evitará crisis y concurso de acreedores o, incluso, quiebras indeseadas, también sanciones a aquellos empresarios que hayan sido negligentes y cuyas (malas) decisiones hayan provocado o agravado una situación de insolvencia. La normativa concursal establece en estos casos que se inhabilite al profesional responsable durante un plazo que puede oscilar entre los dos y los quince años.

Esto incluye no sólo al empresario de turno, también a sus administradores, liquidadores, apoderados o, incluso, a los socios responsables de malas praxis. De hecho, todos ellos pueden ser condenados a satisfacer a los acreedores todos o parte de los créditos que resulten incobrables.