present

Crecimiento y expansión internacional, dos objetivos que van de la mano

El crecimiento y la expansión internacional son objetivos prioritarios de muchas empresas, tanto grandes como medianas y pequeñas. Y, en estos momentos, constituyen el eje estratégico para el 68% de los directivos de compañías españolas de distribución y consumo, según una de las últimas encuestas llevadas a cabo por la consultora KPMG.

 

Se trata de dos estrategias que suelen ir estrechamente vinculadas en buena parte de los casos, ya que la apuesta por los mercados emergentes está siendo el principal factor de crecimiento en buen número de compañías. Hay un dato muy significativo: en la actualidad, se prevé que las ventas al por menor en mercados emergentes y de alto crecimiento aumenten por encima del 8,5% en los dos próximos años.

 

Pero, además de armarse de valor y lanzarse a los mercados internacionales, las empresas disponen de otras estrategias para conseguir el crecimiento deseado. Unas estrategias que, precisamente, también sirven para abrirse paso e ir avanzando en la buena dirección fuera de nuestras fronteras. Las principales son las siguientes: desarrollar acciones de promoción y precios; fortalecer el valor de las marcas; ganar cuota de mercado a la competencia; y mejorar el servicio al cliente.

 

Efecto CESCE

Desarrollar acciones de promoción y precios. Una fórmula para aumentar las ventas es realizar ofertas y promociones a través del mayor número de canales que el presupuesto permita. Además, si se trata de un comercio o de un establecimiento de venta directa, será aconsejable dotar al local de elementos llamativos y distintivos que atraigan la atención de los consumidores y del conjunto de las personas que pasen por delante del escaparate.

 

Fortalecer el valor de las marcas. El poder visual de las marcas es muy importante, ya que se introduce fácilmente en la mente de los consumidores y puede fidelizarlos rápidamente. Por eso, es importante definir adecuadamente y cuidar en extremo los elementos gráficos, como la identidad visual y los logos. En este cometido, es fundamental tener en cuenta el tipo de público al que queremos dirigirnos y las necesidades y gustos de éste.   

 

Ganar cuota de mercado a la competencia. Entre las principales actuaciones que pueden llevar a una empresa a ganar cuota de mercado se encuentran la diferenciación, la publicidad y el desarrollo de nuevos productos. Lógicamente, el lanzamiento de un nuevo producto debe ir acompañado de su correspondiente campaña de marketing y comunicación, una campaña que además de dar a conocer el producto servirá para potenciar también el conocimiento de las demás ofertas y servicios de la compañía.

 

Mejorar el servicio al cliente. La buena voluntad y la formación de todos los empleados de la empresa son premisas fundamentales para mejorar el servicio al cliente, pero no suficientes. También es necesario examinar detalladamente los recursos de los que se dispone para aumentar la atención a los consumidores y evaluar continuamente la satisfacción de éstos. Sólo así se podrán corregir los fallos o problemas detectados.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *