OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Lo que debes saber si vas a facturar puntualmente como autónomo

Con una tasa de desempleo que aún se acerca al 19%, el autoempleo se ha convertido en una opción explorada cada día por más personas. Ya hay nada más y nada menos que 3,2 millones de trabajadores por cuenta propia en nuestro país, una mayor parte de ellos sin asalariados y con pocos ingresos. De hecho, es muy habitual que si te encuentras en esta situación te sientas algo desesperado/a: facturas puntualmente, ingresas cantidades por debajo del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), hoy en 9.172 euros anuales, y el pago de las cuotas se te hace muy cuesta arriba. ¿Qué hacer en este caso?

Lo primero que te vamos a recomendar es que no eludas el fisco. No es plato de buen gusto facturar 500 euros y tener que abonar 268 euros al mes a la Seguridad Social, bien es cierto, pero menos gustoso será si Hacienda decide ordenar una investigación sobre tu persona y te impone una multa de mucho mayor cuantía. Opciones vas a tener. No son maravillosas pero posiblemente te ayuden.

Lo primero que debes hacer es ponerte en contacto con un asesor: los hay a miles, y por poco dinero te podrán recetar soluciones adaptadas a tu situación. Es posible, de hecho, que te recomienden darte de alta en el IAE, el Impuesto de Actividades Económicas de la Agencia Tributaria que te puede llegar a evitar pagar cuotas a la Seguridad Social durante los dos primeros años de actividad. Todo dependerá de la habitualidad con la que vayas a facturar y de las cuantías que piensas recibir, porque el Estado, obviamente, no regala, y menos en tiempo de apreturas económicas y reducción del déficit. Con este sistema tributarás y pagarás el IVA y el IRPF, por supuesto, pero puedes ahorrar bastante dinero en la declaración impositiva. De todas formas, insistimos: asesórate primero porque en este terreno nos movemos más bien en la alegalidad, tal y como reconocen asociaciones de autónomos como ATA, y falta mucha regulación al respecto.

Otra opción que tienes es la de las famosas cooperativas de facturación. Ten mucho cuidado con lo que lees en internet, pues nadie da gato por liebre. Posiblemente veas a numerosas empresas que anuncian el pago de cuotas por ti, pero o bien te contratarán por días y tributarás a través del régimen general o bien tributarás como autónomo pero les pagarás importantes gastos. Al final es posible que esta opción no sea tan atractiva como pensaste en un principio, aunque como sucedía en el punto anterior, ¡pásate primero por una asesoría, pues tu caso es único e irrepetible, y también podría servirte!

Otra opción que desde aquí te vamos a recomendar es la de las cooperativas de autónomos ligadas a una actividad concreta. Las hay de transporte, del taxi… de numerosos gremios. Prueba a buscar si existen del tuyo, es muy posible que sí las haya y terminen dándote una alegría. Si formas parte de una de ellas vas a pagar igualmente tus cuotas y tus impuestos con sus declaraciones trimestrales correspondientes. Pero te vas a beneficiar de un sistema impositivo propio, con deducciones y bonificaciones específicas, que abaratarán sin duda alguna tu factura.

Por último, te vamos a pedir un poco de fe. El Gobierno ya ha anunciado que, para hacer la vida más fácil al autónomo, está dispuesto a estudiar la prórroga de la famosa tarifa plana, por la que solo tienes que pagar una cuota de 50 euros al mes durante el primer semestre. ¿Hasta dónde está dispuesto a llegar? Posiblemente en un primer momento al año, tal y como reza la proposición de Ley que Ciudadanos presentó en el Congreso hace solo unas semanas. ¿Insuficiente? Tal vez, pero en cualquier caso su prolongación será una buena noticia para tu bolsillo.

Y hay más: es más que probable que la Cámara Baja termine estudiando en un futuro no muy lejano una reforma del RETA que adecúe mucho mejor la legislación existente a quien factura poco. Hay varios partidos que incluso son favorables a dejar de exigir cuotas a trabajadores por cuenta ajena con ingresos inferiores al SMI. Esa noticia, tal y como defienden patronales como ATA y UPTA, sería la mejor. Mientras tanto, no dejaremos de repetírtelo: opciones tienes pero tu caso es único y particular. ¡Acude a un asesor!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *