tiempo

4 fórmulas para aprovechar el tiempo

A lo largo del día los emprendedores deben realizar una gran cantidad de trabajos y atender a gran variedad de compromisos, sobre todo cuando se encuentran al frente de pequeñas empresas o negocios. Esto les obliga a actuar de forma muy práctica y a no perder ni un segundo. A continuación apuntamos 4 pequeñas fórmulas para conseguirlo:

Lectura transversal. Estar al tanto de todos los temas relacionados con el negocio es fundamental para que un emprendedor aproveche todas las oportunidades que se le presenten. Para ello, le interesa consultar diferentes fuentes de información, además de prensa, informes habituales y otras publicaciones.

Pues bien, aprender a leer en transversal puede ahorrarle mucho tiempo si sabe hacerlo bien. Se trata de consultar y enterarse de los principales argumentos y conclusiones de los artículos e informes, sobre todo de los más extensos y prolijos que llegan a su mesa, sin necesidad de realizar una lectura exhaustiva sino enfocando el interés en los principales párrafos y sin perder demasiado tiempo en el resto. Lógicamente, este tipo de lectura no servirá para todos los informes, ya que algunos deberán ser estudiados con detalle, pero sí para otros muchos que contendrán informaciones interesantes para él solo de forma parcial.

Reuniones con temas definidos y tiempo límite. Hay verdaderos expertos en prolongar las reuniones hasta la desesperación. Se trata de una táctica suicida que no solo termina con la paciencia de los reunidos sino que merma horas de trabajo y dedicación a otras tareas.

Una óptima solución, cada vez más empleada al inicio de un encuentro, es fijar de antemano con precisión los temas y el tiempo máximo que se le dedicará. Sin duda, los resultados serán más eficaces y alentadores para todos. Además, los participantes en la reunión podrán establecer y prever su agenda posterior, sin el riesgo de verse en la obligación de anular otras citas, algo que generaría mala imagen a la compañía si éstas fueran con clientes.

Viajes equipados. Aunque internet y las nuevas tecnologías están haciendo innecesarios muchos viajes de negocios (el correo electrónico, las videoconferencias, skype…  han potenciado las reuniones virtuales), los directivos siguen desplazándose para visitar clientes, y proveedores, para acudir a ferias o para cerrar acuerdos. En estos recorridos se producen numerosas “horas muertas”, que es conveniente invertir de la mejor manera.

Una de ellas es aprovechar para leer aquellos informes para cuya lectura aún no se había tenido tiempo, leer la prensa y echar un vistazo a las revistas y publicaciones especializadas relacionadas con el negocio o hacer un repaso de las llamadas que estaban pendientes desde que se abandonó la oficina y realizarlas más tranquilamente.

Taxis y almuerzos. Moverse en taxi puede ser una opción muy inteligente, sobre todo en ciudades grandes, pero cuando estamos en un atasco el tiempo se nos hace eterno. Es lo mismo que puede suceder cuando esperamos sentados en el restaurante a la persona con la que hemos quedado a comer. Son dos momentos en los que se puede perder tiempo o, por el contrario…  aprovecharlo.

Para que al emprendedor le suceda lo segundo, nada mejor que acudir siempre a este tipo de encuentros con papel y bolígrafo, para anotar cualquier idea que se le ocurra, ordenar la agenda del día siguiente o tomar notas de cualquier informe o revista que, lógicamente para rentabilizar hasta el último minuto, llevará también consigo en ese momento.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *